Litigio

El laboratorio Eli Lilly deberá pagar un millonario embargo tras su salida de la Argentina

Deberá desembolsar casi $ 200 millones por una causa en la que la Justicia falló a favor de Laboratorios Richmond por el uso de una patente medicinal

Eli Lilly, la farmacéutica estadounidense que se fue de la Argentina, fue condenada y embargada por casi $ 200 millones tras perder un litigio que le inició Laboratorios Richmond en 2011.

La Justicia comprobó que la compañía en retirada acusó falsamente a la empresa de Marcelo Figueiras de violación de patente de un medicamento relacionado a un procedimiento que se utiliza para obtener gemcitabina para la fabricación de un fármaco oncológico. Determinó que la conducta del laboratorio local para comercializar su producto no implicó la infracción de la patente de Eli Lilly.

"Se ordenó trabar embargo, a favor de Laboratorios Richmond, sobre las sumas de dinero de propiedad de Eli Lilly and Company hasta cubrir el importe de $ 147.000.000 en concepto de capital, más la suma de $ 44.100.000 (que se presupuestaron provisoriamente para responder a intereses y costas", añade el texto.

El millonario plan de DIA: precios súper bajos, más productos de marca propia y descuentos

"En la demanda iniciada por daños y perjuicios, corresponde resarcir a Laboratorios Richmond, en virtud de la denuncia por parte de Eli Lilly de una supuesta violación de patente, que se comprobó que no era cierta", sostiene una nota dirigida a la Comisión Nacional de Valores (CNV) por parte de Patricio Carballés, apoderado de Richmond.

La causa fue tramitada ante el Juzgado Nacional de Primera Instancia en lo Civil y Comercial Federal n°3, a cargo del magistrado Rafael Stinco, y la medida ya fue comunicada a Eli Lilly "a fin de que se proceda a embargar dichos importes sobre las sumas de dinero que, por cualquier concepto, se deba transferir, pagar o girar al exterior a la empresa demandada", según aclara la carta remitida a la CNV.

"Finalmente, también se informó que el monto final de condena, con más los costos y costas del pleito, será determinado conforme liquidación final que deberá aprobarse a la brevedad por el Juzgado interviniente", agrega el escrito.

Eli Lilly deberá desembolsar casi $ 200 millones

Eli Lilly era uno de los principales proveedores de medicamentos para la diabetes en el mercado local y empleaba a más de 100 empleados en sus oficinas locales. Desde el 1° de septiembre, la firma nacional Raffo comercializa sus líneas de medicamentos en el país, luego de que en julio el laboratorio estadounidense informó el cierre de sus operaciones en la Argentina.  

A nivel mundial, la empresa registró ganancias por más de u$s 355 millones en el primer trimestre de este año. Su salida del país se basa en la decisión que tomó la casa matriz de reenfocar la producción, cerrando filiales en varios puntos del planeta.

El laboratorio atribuyó la decisión de retirarse de la Argentina a un "cambio de modelo de negocio". "Eli Lilly ha servido a pacientes y profesionales de la salud por medio de medicinas innovadoras y de alta calidad en áreas como diabetes, oncología, urología, inmunología, osteoporosis y sistema nervioso central, con marcas líderes, pero ha decidido cambiar su modelo de negocio en el país dejando de realizar actividades de promoción, distribución y comercialización directa de sus productos", explicó en un comunicado.

A nivel mundial, Eli Lilly registró ganancias por más de u$s 355 millones en el primer trimestre de este año.

Sobre la decisión de transferir su portfolio y los derechos de comercialización y distribución a Raffo, se refirió a esta como una "compañía local de gran experiencia en el cuidado de la salud, que se encargará de continuar sirviendo a pacientes y acercando terapias innovadoras de Eli Lilly en los años venideros".

Por su parte, este lunes, la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) informó que retiró del mercado un lote del producto r-Glucagon Lilly. El producto es una hormona (origen ADNr) utilizada en el tratamiento de la hipoglucemia severa y que se emplea como ayuda diagnóstica en exámenes radiológicos.

La medida fue adoptada luego de detectarse un frasco ampolla que contenía líquido en lugar de polvo, con falta de eficacia luego de su administración. La autoridad se encuentra realizando el seguimiento del retiro y recomienda a los profesionales abstenerse de utilizarlo. 

Tags relacionados

Compartí tus comentarios