La facturación cayó 75%

El Recoleta Mall se reconvierte en outlet para paliar la crisis

Comenzó hoy una iniciativa que durará 90 días. Esperan que la reapertura de cines genere mayor afluencia de público. Hoy existe un 14% de vacancia en el total de locales disponibles.

La apertura de las salas de cines fue el empujón que necesitaba el Recoleta Urban Mall para pensar en una verdadera reactivación. Desde hoy, y por 90 días, el complejo de compras se convertirá en un outlet para captar nuevos clientes y tratar de revertir los números del 2020, que arrojaron una caída del 75% en facturación.

"Le permitimos a las marcas ingresar temporadas anteriores y productos discontinuos. Pero seguiremos funcionando bajo las dos variantes, por un lado con ropa de primera y por el otro, de segunda selección", indicó en exclusiva Pablo Peralta Ramos, gerente de Comercial y Markenting de Fortín Maure S.A., propietaria del Recoleta Urban Mall y El Solar de la Abadía.

El corazón del shopping es su cine. El ex-Village Recoleta abrió el miércoles sus salas después de un año. "Tenemos expectativa de que comience a crecer la afluencia de público que en 2020 fue muy baja", remarcó Peralta Ramos. Y es que hasta esta semana solo estaba habilitado el 48% del espacio disponible en el mall. "Hoy ya está operativo el 90% de nuestros espacios", agregó. Esto se debe a que todavía la subsede del Gobierno de la Ciudad permanece cerrada y ocupa casi el 10% del espacio restante.

La iniciativa que le permite a las marcas contar con hasta el 50% de su inventario de segunda línea regirá hasta el 25 de abril y se suma a la campaña que lanzó la compañía el año pasado en plena cuarentena cuando aún no estaban habilitados para funcionar. Se trata de Shop On, un shopping online en donde todas las marcas que están en ambos shoppings - Solar de la Badía y Recoleta Mall- coexisten en esta web, con lo cual en el mismo carrito de compra -y bajo las mismas pautas de financiación- uno puede comprar productos de las distintas empresas.

Pese a la pandemia, las marcas se pelean por un lugar en el shopping

"Estamos en un camino de normalización. Ahora desde el miércoles empezamos a abrir de 11 a 21 horas y las salas de cine permanecen hasta las 1.30 de la madrugada. Esperamos mayor afluencia de clientes", remarcó Peralta Ramos a este diario.

Así amaneció hoy la fachada del shopping que anuncia la feria de descuentos por 90 días

Y si bien los shoppings están habilitados a funcionar desde el pasado 14 de octubre, la recuperación para el Recoleta Mall parece muy lenta. "Tenemos una vacancia del 14%, que durante estos meses no fue disminuyendo sino rotando", agregó el especialista. El shopping, según explicaron desde la firma cuenta con 80 locales comerciales de los cuales 68 están ocupados. Entre las casas que decidieron su partida definitiva están las marcas Vitamina, Sofi Martiré, Kosiuko, Delaostia, entre otras.

Uno de los principales problemas que tiene este shopping es que, por su ubicación, frente al cementerio de la Recoleta, gran parte de sus visitantes son turistas extranjeros. "La caída del público del exterior nos afectó, el 24% de nuestra afluencia era de este tipo de compradores", reconoció su gerente comercial.

Sin embargo, los locales gastronómicos con salida a la calle, que abrieron en septiembre del año pasado, vienen funcionando muy bien. Es el caso de Starbucks, Le Pain Quotidien o T.G.I. Fridays que están trabajando casi al 100%. "Con la reanudación de los cines se espera que estos locales lleguen a funcionar en su totalidad", sostuvo Peralta Ramos.

En cuanto a los alquileres, durante los meses que el centro comercial permaneció cerrado, no le cobraron la renta a ninguno de sus inquilinos y ahora ya trabajan en un plan de "recuperación". "Nosotros desde el 20 de marzo al 14 de octubre no tuvimos ingreso de fondos pero si debíamos pagar los gastos fijos. Ahora no estamos discutiendo el valor real de los alquileres sino ajustando caso por caso", remarcó la fuente.

Hoy cada negociación es particular y dependerá del rubro de cada marca. "Los gastronómicos y los locales de indumentaria fueron los más castigados mientras que las casas de regalaría o hasta de electrodomésticos tuvieron buenos números de facturación", ejemplificó al respecto.

Y si bien el presente es alentador con la apertura de los cines y el retorno a la actividad, desde la empresa aseguran que el 2021 lo miran con mucha incertidumbre. "Planteamos este año como un proceso de recuperación, siempre y cuando no haya una segunda ola y tengamos que volver a una cuarentena estricta", finalizó Peralta Ramos.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios