El coronavirus dejará consumidores más cautelosos en la pos pandemia

El 74% de los argentinos será más cuidadoso con sus gastos, según un relevamiento internacional de McCann. Ese bolsillo "híper-selectivo" los hará priorizar lo que necesitan sobre lo que desean. Además, esperan que las marcas entiendan esas "frustraciones" antes de ofrecerles un producto

Las demandas y percepciones de los consumidores cambian en épocas de estrés económico, financiero y social, situación que no es ajena a la crisis que atraviesa la Argentina hace años y que profundizó la pandemia del coronavirus.

Este contexto provoca desilusiones en los consumidores, que ven que la capacidad de compra de sus bolsillos se ve fuertemente deteriorada e impacta en las expectativas de la gente frente a las marcas: el 50% de los argentinos espera que las brands entiendan sus frustraciones a la hora de ofrecer un producto, según un relevamiento a nivel internacional que hizo McCann, para analizar los los efectos del Covid-19  en la ciudadanía. La cifra es notablemente superior a la última encuesta similar, realizada en 2018, cuando la proporción era apenas del 27%, subraya

Por el contrario, el restante 50% confía que la marca acerque al consumidor a sus sueños, 23 puntos porcentuales menos que hace dos años.

La tendencia local navega en la misma corriente que la regional y mundial. En Brasil, por ejemplo, el 41% de los encuestados presentó esta idea de frustración, cuando en 2018 la eligió el 32%. Otro caso es Chile, país vecino, que el nivel de desilusión pasó de 22% al 57%.

"Hace dos años, un 60% de la gente a nivel global esperaba que le aportarán sueños, mientras que ahora esa cifra bajó al 49% y, ahora, para el 51% lo relevante es que entiendan sus frustraciones. Esto está vinculado con otra cifra muy importante del sondeo: la mayoría en nuestra región va a ser muy cautelosa con el uso del dinero", comentó Fernando Fascioli, presidente de McCann Worldgroup para Latinoamérica y el Caribe.

Por su parte, Fascioli destacó la importancia y el desafío de las empresas por aportar "valor sustantivo" para que haya preferencia entre los consumidores. "Vamos a tener un bolsillo hiper-selectivo: las personas priorizara n, aun ma s, lo que necesitan por sobre lo que desean. La oportunidad es entregar y ser parte de las soluciones", señaló el ejecutivo.

En esa línea, la coyuntura económica y financiera da la pauta que la recuperación será lenta en términos de consumo. En la Argentina, el 74% de los encuestados aseguró que será más cuidadoso con sus gastos una vez que la crisis termine, mientras que en Brasil y Chile la cifra se ubicó en 79% y 80%, respectivamente.

La situación económica y la post pandemia

El informe indagó además sobre el nivel de preocupación de la ciudadanía en relación al escenario económico y al día después de la pandemia del coronavirus.

"Desde una perspectiva regional, la Argentina no está fuera del contexto económico que viven diversos países, afectados por las medidas de prevención y aislamiento físico para evitar un aumento de los contagios", detalló el presidente de McCann tras el informe, que reflejó que el 47% de los argentinos está preocupado por la situación en la economía real y el 25% asegura que tiene graves problemas financieros o que se quedará sin trabajo.

En Brasil y Chile, el 45% y 41% de los encuestados se mostró intranquilo por el contexto económico, respectivamente. "No hay dudas que la economía real está sufriendo un shock al menos de corto plazo que abrirá camino a una fase que yo llamo de 'chequeo de realidad', tras la reapertura del comercio y los negocios físicos", agregó Fascioli, quien asegura que la magnitud de la crisis "aún está por verse".

Por su parte, el 55% de los argentinos dijo que el mundo cambiará para siempre, por encima del promedio mundial, que se ubica en 48 por ciento.

Qué deben hacer las empresas

"Toda declaración deberá estar conectada con la acción que respalda al propósito, que las conecte de verdad con la gente , dijo el ejecutivo de McCann al ser consultado sobre los mecanismos que deberían accionar las empresas para satisfacer a los consumidores.

Entre los principales variables a tener en cuenta, la consultora calificó como esencial la necesidad de "adaptarse a una nueva realidad". De esta manera, en un panorama económico frágil, el compromiso de no subir los precios es una medida que está llamando la atención positivamente sobre la ciudadanía.

La tecnología se ubica como otro factor clave para la experiencia del usuario y la pandemia impulsó de manera inédita la inversión en el área digital. "Había muchas personas que no eran tan afines a las compras online y que ahora han descubierto factores como la comodidad, y mientras más tiempo estén en cuarentena, más profundo será el cambio de hábito. Esas son oportunidades que no se pueden dejar pasar", cerró Fascioli.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios