Cómo influye

Alitalia estatal: cancelación de reservas e impacto de la devaluación para pasajes ya comprados

Faevyt, la organización que nuclea a las agencias de viajes, intimó a la aérea a realizar un anuncio formal y analiza reforzar su reclamo por la vía legal. Qué pasa con las reservas, la devolución de los pasajes y las millas a partir del traspaso el 15 de octubre

La estatización de Alitalia y su conversión en una nueva compañía, Italia Transporto Aereo (ITA), a partir del 15 de octubre abre el camino judicial en la Argentina entre la aérea y las agencias de viajes por la situación de los pasajeros afectados debido a la imposibilidad de reprogramar reservas.

Es que, según le anticipó la ex aerolínea de bandera italiana a la Federación Argentina de Asociaciones de Empresas de Viajes y Turismo (Faevyt), la principal organización que nuclea a los agentes del sector, en principio, las reservas posteriores a la fecha en la que entra en operación la nueva empresa se cancelarán sin posibilidad de reprogramación, ya que no serán reconocidas por la nueva empresa ni otras de la alianza SkyTeam, a la que pertenecía Alitalia.

A su vez, adelantaron que, la devolución de los pasajes ya comprados -para la cual el gobierno italiano le otorgará una suma de 100 millones de euros-, se hará en pesos al tipo de cambio oficial del momento en que fueron adquiridos. De esta manera, los usuarios sentirán el golpe de la devaluación y la inflación. Tampoco podrán cambiar los tíckets por vouchers en dólares, opción que ofrecía la compañía hasta hace unos meses.

Vuelos autorizados hasta el 31 de agosto: destinos y frecuencias

Asimismo, en virtud de lo acordado con la Unión Europea (UE), ITA no podrá hacer uso del programa de viajero frecuente de Alitalia, MilleMiglia. Deberá ser reemplazado por otro, que deberá atender a los 5 millones de clientes adheridos al plan de fidelización, pero no hay precisiones sobre qué pasará con las millas acumuladas.

Esto es así porque el ente antimonopolio de la UE solició el mayor grado posible de discontinuidad entre la antigua empresa y la nueva, de manera tal que los boletos vendidos por Alitalia no pueden ser heredados por ITA.

Ante esta situación, mediante carta documento, Faevyt intimó a Alitalia, la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés) y la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) a expresarse formalmente al respecto, ya que la información que se conoce hasta ahora trascendió de manera informal, en reuniones que la asociación matuvo con los representantes de las entidades. 

Este miércoles hubo un nuevo encuentro para tratar internamente el tema. Según le explicaron fuentes allegadas a Faevyt a El Cronista, todavía no recibieron una respuesta oficial, por lo que la federación evalúa insistir con su reclamo por la vía legal, para resguardar los intereses de los pasajeros afectados y las agencias de viaje involucradas.

Alitalia desaparecerá el 14 de octubre

La intimación a que intervengan los organismos tiene que ver con no dejar que "los privados tomen la decisión de manera unilateral". ITA seguirá respondiendo a IATA, ya que mantendrá su código de referencia, y la ANAC.

"Buscamos garantizar que la aérea cumpla con los compromisos asumidos o, en su defecto, le permita a los usuarios volar por otra compañía del grupo SkyTeam. Al comienzo, nos comentaron que era una alternativa viable, pero luego dijeron que los pasajes no se podrán endosar. Si se anula la posibilidad de endoso e ITA no se hace cargo, la única alternativa que queda es la devolución. Hoy, el monto reintegrado representa la tercera parte de lo que cuesta comprar un pasaje nuevo", señalaron.

Alitalia dejó de conectar Buenos Aires con el aeropuerto de Fiumicino, en Roma, en febrero de este año. Desde entonces, mantuvo la operación suspendida hasta nuevo aviso. Prorrogó la reanudación de los vuelos en sucesivas oportunidades. 

En julio anunció que extendería la suspensión hasta el 30 de septiembre inclusive. Luego, la postergó hasta el 30 de octubre. Ahora, ITA acaba de extender una vez más el plazo hasta 2022. Se espera que vuelva a operar desde el Aeropuerto Internacional de Ezeiza en abril

La flota inicial será de 52 aviones

El 14 de octubre será el último día de vida de Alitalia, que se encuentra intervenida desde el 2 de mayo de 2017. Así lo anunció el Ministerio de Economía italiano, que será accionista de ITA. 

La crisis financiera que arrastraba la empresa se agravó con la pandemia, lo que aceleró la estatización por parte del Gobierno. Las pérdidas económicas llegan a 11.400 millones de euros y la facturación cayó un 65% en 2020, lo que representó ingresos por 1100 millones de euros.

Los próximos pasos prevén una inyección de liquidez inicial de 700 millones de euros para lo que resta de 2021, 400 millones para 2022 y 250 millones para 2023. ITA participará de la compulsa para comprar la marca Alitalia, entre otros activos.

Los próximos pasos prevén una inyección de liquidez inicial de 700 millones de euros para lo que resta de 2021.

La flota inicial de la compañía estará compuesta por 52 aviones (45 para vuelos regionales y siete para vuelos intercontinentales) y se ampliará a 78 en 2022. A finales de 2025, está previsto que llegue a 105 aviones, de los cuales 81 serán de nueva generación, con un consumo menor de combustible y más amigables con el medioambiente. En cuanto a los slots, ITA venderá el 15% de los que posee Alitalia en Linate  y el 57% de los de Fiumicino

La aérea iniciará operaciones con una planta de entre 2750 y 2950 empleados, a la que se sumarán en 2022 otros 5700. Por lo tanto, a fines del año que viene, tendrá aproximadamente 8600 trabajadores, 1400 menos de los que hoy posee Alitalia.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios