El Cronista Comercial

Tras su llegada a la Argentina, Pony espera ingresos por u$s 5 millones este año

Coopershoes, la compañía que la comercializa, espera vender 400.000 hasta fines de 2020, con precios que van desde $ 2500 a $ 4000. Podría comenzar a producir localmente y no descarta traer dos marcas más en 2021

CEOs extranjeros en la Argentina: cómo liderar en contextos muy complejos

El fabricante brasileño Coopershoes ya comercializa la marca Pony en la Argentina y buscará vender cerca de 150.000 pares hasta fin de año, lo que, dijeron desde la firma a El Cronista, generará ingresos cercanos a los u$s 5 millones. Para 2020, aguardan comercializar 250.000 pares

“Creemos que vamos a vender todo”, expresó a este medio el gerente Comercial de Pony Argentina, Guillermo Garau. 

La empresa también se encuentra ejecutando un plan de inversión de $ 6 millones en estrategias de marketing para posicionar la marca y en la adaptación en líneas de producción de la fábrica que posee en Las Flores, para una posible confección a nivel local de Pony. 

Hasta el momento, dijo Garau, todo lo que se comercializará provino de Brasil, donde el costo de producción es 30% menor. La compañía podría despachar 100.000 pares al año de Pony.  

En la fábrica ubicada en Las Flores actualmente trabajan 130 empleados, aunque tiene una capacidad ociosa de entre el 30% y 40% y lugar para que trabajen 300 personas. Por el momento se producen las marcas Converse y DC Shoes. 

La marca Pony vuelve al país de la mano de un fabricante brasileño

La marca de zapatillas Pony volverá a la argentina. Lo haremos con el fabricante brasileño CooperShoes, que tiene una planta en Las Flores, Buenos Aires, donde ya producen marcas como Converse. El regreso -aún, no anunciado oficialmente- será en agosto.

La compañía realizó una preventa de 80.000 pares a 100 cuentas de retail (entre casas de deporte y locales de moda multimarca), algunas de las cuales poseen más de un local. Antes de julio, cuando comenzó la venta generalizada, 5000 pares habían sido distribuidos para dar a conocer la marca en algunos segmentos especiales. 

Los precios por par se ubican entre los $ 2500 y $ 4000, mientras que a la empresa, en promedio, le quedan $ 1500. Para fin de año desde la firma aguardan un aumento de entre el 15% y 20% en los valores del calzado

Coopershoes tiene la licencia de Pony en Brasil desde hace dos años, y fue la propia dueña de la licencia la que le ofreció a la compañía comercializarla en la Argentina. Se trata de Pony International, licenciante en todo el mundo menos en los Estados Unidos, Canadá y México, dijo Garau. 

La compañía tiene la licencia de Pony en la Argentina por cinco años, con renovación automática. Aunque ahora solo comercializa zapatillas, en octubre realizará la presentación de zapatillas y ropa para el primer semestre del año próximo. Desde Coopershoes no descartar traer, como mínimo, dos marcas más de zapatillas al país en 2021

Garau dijo que la marca está perfilada hacia el uso urbano, “lo que manda en el mercado”, que, advirtió, está en un momento de caída de consumo. Según el ejecutivo, a nivel local hay un 80% del mercado en manos de Adidas y Nike, mientras que el 20% se disputa entre cinco marcas restantes. Allí es donde Pony quiere estar. Buscará posicionarse en un rango etáreo de entre 17 y 25 años. 

Pony no estaba presente en la Argentina desde hacía cuatro años. Entre 2006 y 2013, había estado en manos de GGM, empresa a través de la cual el ex CEO de Alpargatas, Guillermo Gotelli, canalizó los activos que se conservaron en la quebrada Gatic. GGM tenía las licencias para la Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay. Pero, luego, decidió concentrarse en su negocio en la marca Signia.

En Paraguay y Uruguay, Pony es vendida por el holding paraguayo Sport Group, dueño de la cadena multimarca TL. A nivel internacional, en 2006 la marca fue comprada por Symphony Holdings, basado en Hong Kong.

CooperShoes maneja marcas como Timberland y Vans, entre otras. Con base en Rio Grande do Sul, entre Brasil y la Argentina, tiene 2900 empleados y cinco fábricas, que suman 46.000 metros cuadrados.

La empresa está operativa en el país desde 2009. En agosto de 2011, había anunciado una inversión de $ 10 millones de pesos (en ese momento, u$s 2,4 millones) para ampliar la producción de Converse.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Recomendado para tí


Seguí leyendo