El Cronista Comercial

Sin representante en la región, Tesla advierte los riesgos de comprar sus autos de forma 'no oficial'

La automotriz confirmó que no tiene importador ni distribuidor oficial en América del Sur y recomendó "encarecidamente" que se compren sus autos donde se van a usar. En Uruguay, concesionarias ya los venden por Mercado Libre 

Tesla: la marca de Elon Musk advierte que las ventas de sus autos eléctricos en Uruguay no son oficiales

Este 2020 era el año en que Tesla llegaría a la Argentina, según el propio dueño de la empresa, el magnate Elon Musk, excentrico visionario de la industria automotriz que logró que su compañía no solo sea la mas valiosa del sector (más de u$s 276.500 millones al viernes pasado) sino que su valor supere a las históricas Coca-Cola o Disney.

Pero la referencia a la Argentina en el calendario de Musk quedará pendiente. Tesla no llegó este año al país -tampoco lo haría en el corto plazo- y además el gigante de los autos eléctricos no puso un pie (ni siquiera a través de un importador oficial) en ningún país de la región como trascendió en los últimos días por la venta de un Model 3 en Uruguay en una concesionaria. En ese país, ya circulan más de cinco vehículos de la marca y hay pedidos pendientes por otros cinco. 

Desde Tesla confirmaron a El Cronista que la empresa no trabaja con distribuidores ni importadores en ningún país del mundo, por lo que tampoco lo hace en Uruguay. Todas las ventas son directas de la firma y en Sudamérica no hay ninguna representación oficial. Además de venderse en Europa y la región Asia Pacífico, en América la marca solo se encuentra en Estados Unidos, Canadá y México.

Las versiones de un incipiente desembarco de Tesla en la región llegaron ante la presencia de un Model 3 en el salón de ventas de una concesionaria del otro lado del Río de la Plata y un aviso en Mercado Libre. El auto más accesible de la marca se ofreció, según relató el sitio Autoblog, efectivamente, en un "local que no se parece en nada a los famosos Tesla Stores".

En Mercado Libre pudo verse un aviso que ofrecía el vehículo en venta, al doble de su valor en Estados Unidos. En Uruguay, el auto se vendió a u$s 83.000 cuando en el mercado estadounidense, donde se puede comprar por internet, cuesta u$s 40.000.

Para la marca de Elon Musk, las ventas de sus autos en países donde no tiene representación es un riesgo por todo lo que implica el servicio de posventa. "Si exporta su vehículo fuera del mercado para el que se ha fabricado, Tesla no podrá realizar labores de servicio hasta que regrese al mercado original", explicó la empresa.

Además, advirtió sobre "la posibilidad de que un Tesla exportado no sea compatible con la infraestructura eléctrica y de carga en países para los que no haya sido diseñado y homologado". 

Por estos motivos, dice la firma de Silicon Valley directamente a sus clientes: "recomendamos encarecidamente que compre su Tesla en el mercado en el que tiene pensado utilizarlo".

No es un capricho. El alto valor de de estos autos trae consigo un soporte durante su uso que está incluido. Por ejemplo, un técnico mecánico va personalmente al domicilio del cliente para llevar a cabo las tareas de servicio del vehículo. Si no se pueden realizar allí mismo, el traslado cabe por cuenta de la marca igual que la devolución a su dueño.

Los repuestos de estos autos son únicos y costos, lo mismo que son complejos los conocimientos necesarios para repararlos.

Desde Hilton Motors, la concesionaria que compró los Tesla para comercializar en Uruguay, habían explicado al diario El Observador de ese país que se pusieron en contracto con el servicio mecánico de la compañía en México. "Luego de algunas conversaciones, lograron llegar a un acuerdo para que cuando sea necesario, los mecánicos mexicanos se instalen en Uruguay y reparen este tipo de autos", explica el artículo, aunque se trate de un servicio que Tesla no presta en ningún país donde no está oficialmente presente.

Shopping