El Cronista Comercial

Precio fijado: yerbateros deciden hoy si toman medidas de fuerza

El nuevo precio de la yerba mate fue fijado por el Gobierno en $ 11,55 para la hoja verde. El valor está por debajo de los $ 13,50 pedidos por el Instituto Nacional de la Yerba Mate

Oficinas en Buenos Aires: bajó el precio del alquiler, pero es el más alto de la región

El Gobierno fijó ayer el nuevo precio de la yerba mate en $ 11,55 para la hoja verde y en $ 43,89 para la llamada “canchada”. Los valores están por debajo de los $ 13,50 solicitados por el Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM). Por ese motivo, los yerbateros se reunirán hoy en la localidad misionera de San Pedro para resolver si arrancan la cosecha o se toman medidas de fuerza, en vista de que los precios fijados están por debajo de los que reclaman.

“Arbítrase en la fijación del precio de la materia prima de yerba mate, fijándose en la suma de $ 11.550 la tonelada de soja verde puesta en secadero, y en la suma de $ 43.890 la tonelada de yerba mate canchada puesta en secadero”, señala la resolución 29/2019 publicada ayer en el Boletín Oficial.

Los nuevos precios que deberían cobrar los productores yerbateros de Corrientes y Misiones rigen desde ayer y hasta el 30 de septiembre de 2019, inclusive.

Los precios fijados en la resolución, que firma el secretario de Agricultura, Ganadería y Pesca, Guillermo Bernaudo, implican un aumento para el productor de 37,5%, ya que los últimos valores vigentes para el periodo octubre de 2018 a marzo de 2019 eran de $ 8.400 por tonelada de hoja verde y de $ 31.900 por tonelada de yerba canchada.

El de la yerba mate es el único sector primario cuyos precios están regulados por el Gobierno desde la crisis yerbatera de 2002.

La ley 25.564 define que, en primera instancia, los valores obligatorios de la yerba mate deben ser acordados dos veces al año (en marzo y en septiembre) entre los distintos sectores que forman parte deI INYM y que, si no fuera posible un acuerdo, se recurrirá a un laudo por parte de las autoridades de Agroindustria.

Para el referente yerbatero de la zona norte Julio Peterson, el sector, que sustenta a unas 45.000 familias, necesita, como mínimo, $ 13,50 para seguir subsistiendo. “Mandamos nuestra grilla de costos sin los dos últimos aumentos de combustible, sin las ultimas corridas cambiarias y sin la última inflación que hubo este mes”, dijo el yerbatero a la radio misionera Libertad.

“En San Pedro, resolveremos si arrancamos la cosecha, si hacemos medidas de fuerza o de qué manera trabajamos para retener la cosecha y que la oferta y la demanda salga poner el nuevo precio”, agregó.

A su vez, el yerbatero Ángel Ozeñuk manifestó que “un precio de $ 11,55 cuando se hablaba de $ 13,50 es algo terrible cuando, antes de ayer, tuvimos un aumento de combustible que va directo al productor”.

La semana pasada, el INYM había informado que el consumo de yerba mate durante el primer bimestre del año superó los 41 millones de kilos. En tanto, en enero y febrero, las exportaciones del producto alcanzaron los 4,8 millones de kilos, con Siria, Líbano y Chile, como principales destinos.

En tanto, en el mercado interno, el consumo doméstico de febrero fue de más de 21,41 millones de kilos, contra los 18,15 millones que se habían registrado en el segundo mes de 2018. Los paquetes de medio kilo fueron el 54,89% de los despachos de los molinos. Con el 38,48%, se ubicaron los paquetes de 1 kilo. Los de 2 kilos representaron el 1,98% y los de cuarto de kilo, el 1,02 por ciento. En el ítem “otros formatos”, las salidas alcanzaron 1,04%, mientras que el 2,58% correspondió al rubro “sin estampillas”.

Con respecto a la cosecha, las declaraciones juradas de los productores indican que, durante el primer bimestre, ingresaron a secaderos 54,1 millones de kilos de hoja verde”.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Recomendado para tí


Seguí leyendo