Por el coronavirus, Accor prevé acelerar la apertura de nuevos hoteles en la Argentina

La cadena dueña de Ibis, Novotel y Sofitel asegura que recibe más pedidos de establecimientos independientes para llevar alguna de sus marcas, porque estiman que los huéspedes confiarán más en una cadena reconocida ante el temor a contagios

La pandemia provocó una pérdida del 50% en los ingresos de los hoteles argentinos de la cadena francesa Accor, dueña de marcas como Sofitel, Novotel, Mercure o Ibis, entre otras. Sin embargo, aunque el coronavirus por un lado llevó al sector a vivir su peor momento en la historia, por el otro está acelerando la expansión de la compañía en el país.

“En este contexto de pandemia, hay muchos hoteles buscando un rebranding; son hoteles independientes o familiares que quieren reconvertirse para tener una marca de un gran grupo hotelero, porque consideran que, por el covid-19, los clientes van a buscar alojarse en establecimientos de marcas reconocidas, por un tema de confianza en la seguridad sanitaria, porque tenemos protocolos de higiene certificados a nivel global. Recibimos muchas consultas de hoteles independientes de media y alta gama que quieren tener alguna de las marcas de Accor, de ciudades como Buenos Aires, Rosario, Mendoza y Bariloche; estamos en buenas negociaciones, pero aún no firmamos ningún nuevo contrato. Por este interés, vemos que el coronavirus, en lugar de postergar, puede acelerar nuestra expansión en la Argentina , explicó Franck Pruvost, COO de Accor para Países Hispanos de Sudamérica. 

 

La cadena, que cuenta con 12 hoteles en el país, estrenó el último en enero pasado: un Ibis Styles en Florida y Corrientes, Buenos Aires, que antes operaba como Liberty Hotel y fue reinaugurado con la marca de Accor tras obras de modernización para adaptarlo a la cadena. Además, está en construcción un Mercure en Salta y, antes de fin de año, cuando puedan reabrir los hoteles en la Argentina, estrenaría el cinco estrellas SLS en Puerto Madero, por un acuerdo con la empresa SBE de Miami, dueña de la marca SLS.

“Ninguno de los proyectos que ya estaban en marcha fue cancelado, pero sí demoraron de tres a seis meses porque no pudieron avanzar sus obras , explicó Pruvost.   

El ejecutivo comentó que, según la última previsión realizada por Accor (que se revisa semana a semana), estiman que este año “los hoteles perderán cerca del 50% de los ingresos que habían registrado en 2019, que no había sido un gran año en América del Sur; por la crisis económica, los argentinos no estaban viajando mucho y hubo estallidos sociales en Chile y Ecuador , explicó. 

Para 2020, esperaban registrar un buen año en la Argentina, por el tipo de cambio favorable que estimularía un mayor arribo de extranjeros, hasta que sobrevino la pandemia. Y la recuperación llevará tiempo. “En 2021, estimamos estar un 25% por debajo de la facturación de 2019 y pensamos que podríamos llegar a registrar un nivel similar al del año pasado recién en 2022 , precisó Pruvost.  

En principio, algunos de los hoteles de Accor en la Argentina ya tienen una fecha tentativa de reapertura, que dependerá de la reanudación de los vuelos, cuestión aún incierta. “Vamos a ir abriendo progresivamente, luego de que las fronteras se reabran; los hoteles más enfocados en clientes internacionales y de mayor categoría lo harían más tarde. Primero lo harían los hoteles de la marca Ibis, luego Novotel y por último Sofitel, a excepción del ubicado en Cardales, que será una alternativa de descanso para los fines de semana, al aire libre , comentó. 

Como fechas, tenían previsto abrir el 1º de septiembre los hoteles Ibis Mendoza, MGallery Palladio Buenos Aires, Pullman Rosario y, a partir del 15 de septiembre, Novotel y Sofitel de Buenos Aires. Sin embargo, como los vuelos no se reanudarán el 1º del mes próximo, esas fechas podrían cambiar. “Vemos que en Asia, Europa y hasta en Brasil primero se recupera el mercado nacional, en viajes de cercanía, en auto, porque hay pocos vuelos, y el segmento de ocio también se reactivará antes que el corporativo. La gente busca destinos más de naturaleza, aislados y con poca gente. Por eso creemos que el Sofitel Cardales será un buen destino de fin de semana o para las vacaciones, al igual que el Mercure Iguazú , explicó Pruvost.

Como otras cadenas, cuando reabran, los hoteles de Accor ofrecerán nuevos servicios, adaptados al contexto sanitario, como “room office (habitaciones reconvertidas en oficinas), organización de reuniones híbridas (parte presenciales y parte virtuales) para clientes, de modo de mejorar los ingresos en tiempos donde, se prevé, el turismo se recuperará lentamente. Hoy, todos los hoteles de Accor en el país están cerrados, salvo dos en Buenos Aires, que están trabajando con el Gobierno de la ciudad para alojar pacientes leves de coronavirus o que requieren aislamiento preventivo.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios