El Cronista Comercial

Ledesma invirtió u$s 8 millones en su negocio de frutas y jugos

La empresa produce frutas frescas, jugos y aceites esenciales. Las nuevas condiciones macroeconómicas alentaron a la firma a aumentar la exportación

Ledesma invirtió u$s 8 millones en su negocio de frutas y jugos

Durante 2018, Ledesma incorporó 200 hectáreas con nuevas plantaciones de limón e inauguró una nave industrial en Jujuy con un nuevo sistema para la extracción de aceites. Para concretar estos proyectos, la compañía invirtió alrededor de u$s 8 millones.

La unidad de negocio de jugos y frutas representa el 11% de la facturación. Los dos negocios más grandes son azúcar y papel.

El año pasado, la empresa agroindustrial produjo 108.548 toneladas de cítricos en Jujuy y Salta, donde posee 3000 hectáreas de plantaciones de frutas. Son casi 3500 toneladas más que en 2017. Del total producido en 2018, el 64% fueron naranjas, el 20%, limones y el 16%, pomelos.

En relación a la exportación de cítricos, el principal destino fueron tres países de la Unión Europea: España, Holanda, Italia, y en menor proporción Rusia y Uruguay. También, Ledesma abasteció al mercado interno: clientes del Mercado Central y mercados periféricos del Gran Buenos Aires, y a distintos clientes y supermercados del interior del país.

Ledesma es el primer productor y exportador de naranjas de Argentina y está entre los tres principales exportadores de cítricos frescos del país. Además, está entre las cinco plantas industriales que más cítricos procesan a nivel local.

En su planta de jugos, Ledesma procesó 89.835 toneladas de cítricos para producir unas 5.700 toneladas de jugo. La producción se dividió en jugo concentrado de naranja, pomelo y limón.

Tradicionalmente, gran parte de los jugos de naranja y pomelo se comercializan en el mercado local para la producción de bebidas gaseosas y aguas saborizadas, mientras que el jugo de limón se destina casi exclusivamente a la exportación, principalmente a los mercados de Europa y Estados Unidos. Sin embargo el año pasado, debido a la caída del consumo en el mercado local y a la mejora en las condiciones macroeconómicas para la exportación, se exportó un mayor volumen de jugo de naranja y de pomelo, lo que le permitió al negocio sostener su volumen de ventas dentro de lo proyectado.

En relación al negocio de aceites esenciales, gracias a la inauguración de la planta industrial, Ledesma produjo 453 toneladas. Esto representa un crecimiento del 60% con respecto a 2017.

Desde Ledesma, aseguran que en 2019 van a invertir en la renovación del empaque de fruta fresca en Citrusalta, para la exportación a Estados Unidos. Y están evaluando otros proyectos para generar mayor valor agregado.

Ledesma, en general, está virando hacía un perfil más exportador. No solo crece en la unidad de frutas y jugos. Por ejemplo, el papel tiene en Europa y Estados Unidos un mercado que valora mucho la sustentabilidad, que genera la caña de azúcar como insumo.

Shopping