El Cronista Comercial

La dueña del ex Conrad de Punta del Este pidió el concurso de acreedores

La empresa chilena Enjoy, del fondo Advent, que también tiene casinos en Mendoza, asegura que registra fuertes pérdidas por el estallido social en su país desde octubre y el cierre de las salas de juegos en diversos mercados

La dueña del ex Conrad de Punta del Este pidió el concurso de acreedores

El estallido social vivido desde octubre pasado en las calles de Chile y las medidas de aislamiento fijadas para evitar el avance del coronavirus llevaron a la empresa trasandina Enjoy a iniciar en su país un “Procedimiento de Reorganización Judicial” con sus  acreedores financieros.

La empresa, controlada por el grupo Advent y dueña del casino de Mendoza y del hotel y sala de juegos de Punta del Este (ex Conrad), entre otros, destacó que apeló a este recurso (similar al concurso de acreedores en la Argentina), en virtud de las fuertes pérdidas que registra desde el último trimestre de 2019, según el hecho relevante enviado a la Comisión para el Mercado Financiero (CMF) de Chile. 

Al 31 de diciembre de 2019, Enjoy había informado que registró una pérdida, como resultado integral de su ejercicio anual, de 19.290,05 millones de pesos chilenos. En 2018, había cerrado su ejercicio en rojo, por 12.824,74 millones de pesos chilenos.

En ese comunicado, la empresa informó que “una de las razones que justifican esta medida es la situación de la pandemia del Covid-19, a raíz de la cual la Superintendencia de Casinos de Juego instruyó el cierre de los casinos de juego, en todo Chile, a partir del 18 de marzo y hasta que las condiciones epidemiológicas permitan su supresión y las autoridades sanitarias así lo determinen. Cabe destacar que las operaciones de Punta del Este y Mendoza también se encuentran cerradas por tiempo aún indeterminado. Todo ello impone que la empresa no está percibiendo ingresos de su giro”. 

Desde Baluma, la firma que opera el hotel Enjoy de Uruguay, aclararon que la medida solicitada por el grupo no los afecta, y que continúan trabajando en un plan de reapertura, para cuando las autoridades de ese país así lo permitan, en función de la emergencia sanitaria, según el diario El Observador de ese país.

“Se suman a lo anterior los efectos generados por el estallido social ocurrido en nuestro país a partir del 18 de octubre de 2019, siendo la industria del turismo, hotelería, gastronomía y de casinos de juego, de las categorías más afectadas y a nivel nacional. Esto, a nivel de negocios de Enjoy, conllevó al cierre forzado de operaciones durante varios días, y luego a una posterior operación intermitente, parcial, la generación de costos y gastos extraordinarios e imprevistos y una baja generalizada en el flujo de visitas”, destaco la empresa. 

Tanto el estallido social como las medidas de prevención ante el coronavirus generaron “un fuerte impacto financiero, reflejado en pérdidas en los resultados del negocio durante el último trimestre del año 2019 y un empeoramiento importante en la situación financiera de Enjoy desde entonces. De manera que las condiciones de normalidad, que son un absoluto necesario para la correcta ejecución del plan de negocios de la empresa, no están presentes, y no sabemos por cuánto tiempo ni con qué profundidad”, agregó la compañía. 

Enjoy mencionó que estuvo negociando con sus distintos acreedores para intentar obtener soluciones para adaptar “los términos de las acreencias a la generación de flujos esperados”, pero que con varios de ellos encontró reticencia. Por eso, considera necesario ”presentar la apertura de un procedimiento concursal de reorganización judicial de la ley 20.720” para poder “hacer frente de una manera responsable a los acreedores, reestructurar sus pasivos, fijar un calendario de pagos acorde a los flujos proyectados y recuperar la normalidad operacional” .

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar