El Cronista Comercial

L'Oréal negocia quedarse con dos marcas premium para crecer en el segmento de lujo

La compañía francesa busca apuntalar su negocio de perfumes de alta gama con Azzaro y Mugler. La unidad Luxe fue una de las de mayor crecimiento durante el primer trimestre en cuanto a ventas.

Prepagas: la Secretaría de Comercio Interior ya no autorizará los aumentos

L’Oréal tiene entre ceja y ceja el negocio de perfumes para revitalizar su unidad de lujo. La compañía francesa confirmó, a través de un comunicado, que inició negociaciones exclusivas con el holding de belleza Clarins para adquirir las marcas Azzaro y Mugler.

“La categoría ‘perfumes’ está en el corazón de nuestra estrategia global de crecimiento para L’Oréal Luxe”, aseguró Cyril Chapuy, presidente de la división de alta gama, en declaraciones oficiales. A su vez, se refirió a Azzaro y Mugler como “firmas con una larga historia en el mundo de la moda y el olfato, que completaran de manera perfecta nuestro portfolio de marcas”.

El diseñador de origen tunecino Loris Azzaro creó la marca que lleva su apellido en 1967. Primero se dedicó a la alta costura y luego se expandió en el negocio de los perfumes.  Por su parte, el diseñador francés Thierry Mugler debutó con su propia etiqueta en los 70 y lanzó su fragancia en 1990 en colaboración con Clarins.

Según apuntó la firma con sede en Clichy, la operación podría completarse en el transcurso de este año, aunque deberá ser sometida a la aprobación de las respectivas autoridades regulatorias. L’Oréal no compartió detalles respecto a las cifras que desembolsaría para hacerse con ambas marcas.

Durante el primer trimestre del año, la compañía reportó un incremento del 11,4% en sus ventas totales, de 6778 millones de euros en 2018 a 7550 millones de euros en el período enero-marzo de 2019. La división de mayor crecimiento fue, justamente, L’Oréal Luxe con un alza del 19% - 2679 millones de euros -.
 

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Recomendado para tí


Seguí leyendo