Tendencia

Trajeron la idea de EE.UU. y los llamó Starbucks para que sean sus proveedores: facturan $75M con sus leches alternativas

Tras ver el suceso de la leche de almendras en Estados Unidos, tres emprendedores fundaron Pampa Vida hace un año y medio.

 Todo comenzó en 2015. Flavio Da Rold (38), actual presidente de Pampa Vida, viajó a Estados Unidos por trabajo. Flavio es vegetariano y en su estadía en el país del Norte advirtió que el segmento de las leches vegetales estaba pisando fuerte. Cuando volvió a la Argentina, les propuso a Jonatan Montes (34) y a Gonzalo Leiva (40) comenzar a elaborar leches alternativas en el país. "Desarmamos la fórmula de unos productos que nos habían gustado muchísimo y vimos cómo podíamos hacer uno propio", detalla el emprendedor. Además de este proyecto en común, cada uno de ellos lidera otras empresas. "Nos llevó un tiempo el diseño de Pampa Vida, porque no nos dedicamos a esto exclusivamente. Creamos una marca pensando que íbamos a tener ganancias de acá a 10 años", explica Leiva. 

Cuando empezaron, tenían la idea de que era necesario instalar una fábrica propia para dar los primeros pasos. Como el desembolso exigido era millonario y en dólares, los planes se dilataron. Hasta que descubrieron que no era necesaria una inversión millonaria y que podrían iniciar su marca con US$ 170.000, tercerizando algunas etapas de la producción. "Si hubiéramos sabido en una primera instancia que no teníamos que poner US$ 4 millones, por lejos habríamos sido pioneros con la idea", define Leiva. 

Finalmente, en abril del año último la leche de almendras salió al mercado. Desde ese momento, no pararon de crecer, dicen. A los tres meses recibieron la llamada de Starbucks, con quienes mantienen buenos términos comerciales. Desde la empresa cafetera les contaron que les había gustado su leche de almendras y que iban a comprarles 40.000 litros. "Fue la gloria. Eso nos hizo ver que habíamos hecho una leche de muy buena calidad", resalta Leiva, para quien el producto se diferencia de la competencia por "la cantidad y la calidad de las almendras". Por cada litro de leche utilizan aproximadamente 50 unidades de estos frutos secos que son importados desde California.

 La compañía factura $ 74 millones al año y prevé duplicar ese número para diciembre de 2021. Hoy, genera más de 100.000 litros por mes y vende dos tipos de leche de almendras, con y sin azúcar. Su más reciente lanzamiento fue la primera leche de arroz orgánica del país y se encuentra desarrollando yogures vegetales. 

Por otro lado, a través de un acuerdo con Cabrales, la firma Make it Happen adquirió el 40 por ciento de Pampa Vida. 

Además de ventas online y presencia en supermercados y dietéticas, la empresa vende leche de almendras para cadenas de retail que la comercializan como marca propia y a heladerías que la utilizan como insumo para helados veganos. 

Entre sus planes, Pampa Vida proyecta tener su propia planta de entre 5000 y 10.000 metros cuadrados, con una inversión que ascendería a US$ 4 millones. "Tendrá dos líneas de producción de Tetra Pak y va a ser la primera planta orgánica, 100 por ciento sustentable", indica el emprendedor. "Vamos a elaborar para nosotros y también para nuestra competencia", remata. 

En cifras

  •  Fundación: 2015 
  • Inversión inicial: US$ 170.000 
  • Facturación 2020: $ 74 millones 
  • Proyección de facturación para 2021: $ 150 millones 


La versión original de esta nota se publicó en el número 323 de Revista Apertura.

Tags relacionados
Noticias del día

Comentarios

  • CA

    Claudia Analía

    15/03/21

    Maravillosa idea! Felicitaciones.

    Ver más

    0
    0
    Responder