El Cronista Comercial

Real Estate: empresarios reclaman reactivar obras aunque protocolos costarían $ 500.000 por mes

Los desarrrolladores dicen que asumirán el cerca de 15% de costo que sumará a las obras el uso de protocolos. Calculan también costos adicionales como materiales deteriorados, entre otros.

Real Estate: empresarios reclaman reactivar obras aunque protocolos costarían $ 500.000 por mes

Los desarrolladores real estate reclaman las habilitaciones oficiales para retomar las obras paradas en el AMBA (unos 6 millones de metros cuadrados están paralizados), que ya cuentan con protocolos aprobados para evitar el contagio del coronavirus. Aun con un alto costo adicional para volver a la actividad -que estiman en un 15% que en en algunos casos llega a los $ 500.000 por mes- la principal queja del sector es que perciben que esta situación pasa inadvertida y se mantiene sin definiciones, casi fuera de la agenda de los municipios.

Ademas, los representantes del mercado definen como "urgentes" otros temas a atender cuyas consecuencias se verán de aquí a uno o dos años: subcontratistas parados y empresarios que siguen pagando sueldos pero sin generar ingresos, materiales que se deterioran, sobrecostos que se traslada a preciso y que deberán pagar los compradores y demoras encadenadas que obligan a quienes debían mudarse a continuar pagando alquileres.

Mario Pardo, CEO de MMP Desarrollos Inmobiliarios, explicó que "la situación hoy es complicada. El grupo de empresas al que pertenezco está compuesto por 130 emprendedores. También existen los contratistas base (se encargan del hormigón y la mampostería) y también pymes que hacen aberturas, puertas, sanitarios, electricidad. Cada obra necesita al menos 30 o 40 contratistas". Todas las obras tienen que trabajar con un protocolo estricto, tanto municipal como el de la UOCRA. "El costo de eso es importante, incluye el traslado del personal. En obras de 150 personas el costo es aproximadamente de $400.000 a $500.000 por mes", aseguró y agregó que "hay un deterioro muy importante, costos hundidos difíciles de evaluar".

Otra mirada sumó Daniel Mintzer CEO de GyD: "la obra a mí me conlleva un costo fijo de mantenimiento y yo no puedo transferir ese sobrecosto a los compradores. Algunas de las obras las estamos haciendo con préstamos y los intereses nos siguen corriendo igual aunque tenga las obras paradas".

Sobre el aumento de los costos, Mintzer dijo que los protocolos "incidirán en los costos entre un 10 y un 15%. El tema es que hoy tenemos obras que no pueden funcionar. Eso genera un problema por ejemplo con los materiales. El 10 de marzo compré cemento para todas las obras, ese cemento cuando vuelvan las obras lo meto en el volquete, no me sirve para nada".

En números, el empresario explicó que un metro cuadrado de construcción en Argentina sale alrededor de u$s 600 o u$s 700 . Ese metro cuadrado va a costar un 15% más, unos u$s 10. "Esos son costos que todavía una empresa puede absorber pero están después los otros sobrecostos".

Edgardo Wierzba, titular de Wiza Desarrollos, consideró por su lado que hoy las empresas del sector "se encuentran prácticamente la mayoría bajo la línea de flotación".

La Cámara Empresaria de Desarrolladores Urbanos (CEDU), que preside Damián Tabakman y nuclea compañías que generan inversiones potenciales por u$s 7000 millones), viene trabajando junto a otras entidades del sector inmobiliario para generar medidas para salir de la crisis, que además del impacto de la cuarentena, registra desde hace ya dos años.

La construcción en el AMBA sigue en cuarentena estricta, paralizada por completo, salvo excepciones. En la Ciudad de Buenos Aires solo están habilitadas las obras en demolición o excavación y las acciones tendientes a mitigar riesgos en obras en curso. Las obras cuentan con protocolos aprobados, no solo puertas adentro, sino también para los traslados del personal, y sin embargo el gobierno no está previendo aún habilitarlas. Mientras tanto, en el Gran Buenos Aires no están aun aprobadas las tareas de excavación y demolición, ni de mitigación de riesgos.

Son muy pocos los países del mundo que frenaron las obras de construcción En España se detuvieron durante 8 días y en Montevideo se trabaja con protocolos, comentan en la CEDU y agregan que en otras ciudades del país, donde las obras ya están en marcha, no se han presentado problemas relevantes de contagios. 

Shopping