El Cronista Comercial

Una iniciativa privada busca mejorar los servicios de un puerto en el corazón del Mercosur

Se la presentó la belga Jan de Nul al gobierno de Chaco. Es para el puerto de Barranquilla.

La empresa familiar de origen belga Jan de Nul, líder mundial en obras de dragado e infraestructura portuaria y marítimas, presentó esta semana una Iniciativa Privada para el dragado de apertura, mantenimiento y balizamiento del Riacho Barranqueras.

La reunión contó con la presencia del gobernador de Chaco, Jorge Capitanich, los embajadores de Bélgica, Peter Maddens, y de Paraguay, Julio César Vera Cáceres, el titular de la administración del Puerto de Barranqueras, Roberto Benítez, entre otros, además de CEO global de Jan de Nul Group, Jan Pieter de Nul, quien viajó especialmente para la presentación, que se realizó a bordo de la draga Alvar Núñez Cabeza de Vaca.

El objetivo principal del proyecto es mejorar significativamente los servicios ofrecidos por el Puerto Barranqueras, que por su ubicación geográfica se halla en un punto estratégico en el corazón del Mercosur.

La propuesta incluye una obra de dragado de apertura de un canal de 60 metros de solera y 10 pies de profundidad, más 2 pies de revancha del Riacho Barranqueras y la operación, balizamiento y mantenimiento de dicha obra por un plazo de hasta 20 años.

"Queremos que el dragado de los 14 kilómetros del riacho pueda ser ejecutado por esta compañía para dar al Puerto una competitividad extraordinaria”, afirmó Capitanich, quien destacó la trayectoria de la empresa de dragado Jan De Nul, “la más importante del mundo, que hace 25 años tiene la concesión de la hidrovía Paraná – Paraguay”.

El gobernador explicó así que se pretende que la empresa expanda su alcance desde la hidrovía a territorio chaqueño, con el fin de optimizar la transitabilidad fluvial para tener una logística integrada más competitiva que facilite el desarrollo de las exportaciones.

“La logística integrada es un componente central para lograr inversiones y generar más producción, más exportaciones y más empleo”, apuntó. Y agregó: “Ahora queremos realizar estos trabajos en el riacho Barranqueras para que pueda estar operativo los 365 días del año, las 24 horas”.

Capitanich hizo hincapié en que “Chaco tiene una ubicación estratégica en el nodo logístico de la hidrovía Paraná–Paraguay”. Por lo que desatacó la necesidad de lograr el ejercicio real del federalismo de las provincias signatarias del Río Paraná, para que la hidrovía se convierta en una auténtica autopista fluvial, con logística integrada al desarrollo productivo y con equidad social en la Provincia.

Por su parte Jan Pieter de Nul declaró: “Hace 25 años estamos en la Argentina realizando obras que ayudan al desarrollo federal del país como lo es la Hidrovía Paraná-Paraguay. En los próximos años queremos seguir contribuyendo al crecimiento del país y para lograrlo el gran desafío es seguir profundizando y extendiendo la Hidrovía integrando a las provincias del noreste argentino, llegando hasta Paraguay”.

Shopping