El Cronista Comercial

Nike despide a 700 trabajadores de su sede central

El ajuste no surge como consecuencia de la crisis provocada por la pandemia del coronavirus, sino que es parte de un profundo proceso de reestructuración en su modelo de negocio. Los detalles.

Nike despedirá a 700 trabajadores de su sede central en Portland, ciudad en Oregón, Estados Unidos, frente a los 500 previstos en un comienzo, como consecuencia de los ajustes que está llevando a cabo la compañía. Se prevé que los recortes estén completos el 8 de enero del próximo año.

Es importante mencionar que los despidos no se realizan como efecto directo de la crisis generada por la pandemia del coronavirus, sino como fruto de un profundo proceso de reestructuración en su modelo de negocio cuyo fin es potenciar su canal online, acercarse de forma directa al consumidor y aumentar sus conexiones con las nuevas generaciones de clientes.

“Estamos construyendo una empresa más ajustada y ágil y transformando Nike rápidamente para definir el mercado del futuro”, para ello “se espera que los cambios conduzcan a una pérdida neta de puestos de trabajo, algo que siempre resulta difícil”, expresó Nike mediante un comunicado emitido este lunes y recogido por el medio local The Oregonian.

“A lo largo de este proceso actuaremos según nuestro valores y estamos comprometidos a ser justos y a tratar con respeto a nuestros empleados”, remarcaron desde la firma deportiva.

Con el objetivo de reducir su exposición sobre terceros y potenciar los canales de venta directa controlados por la propia compañía -al tiempo que realiza un mayor ajuste sobre sus gastos operativos-, el gigante de la moda estadounidense puso en marcha un plan de modernización que en julio pasado, con la destitución de más de 100 vicepresidentes y el anuncio de una fuerte reestructuración de su plantilla. 

Aunque no precisaron a cuántos empleados afectaría este ajuste, sí adelantaron que el costo rondaría entre u$s 200 millones y 250 millones.

A fines del mes de mayo de 2020, el gigante de la distribución de moda y equipamiento deportivo contaba con una plantilla total cercana a los 75.400 trabajadores, es decir, 1.600 empleados menos de los que contaba el año anterior. Cerca de 13.000 estarían empleados en su sede central de Beaverton, en Oregón.

Su plan de ajuste también llegó a España, donde aún no se definió cuál será el alcance de la reestructuración. Además, la empresa prevé suprimir las subdirecciones regionales y centralizar su negocio en Holanda.

Nike cerró el primer trimestre de su ejercicio (periodo que concluyó el 31 de agosto) con una caída de las ventas de sólo el 1% y un alza del 11% en su resultado neto. La empresa facturó u$s 10.594 millones, beneficiada por el crecimiento de China y del canal online.