El Cronista Comercial

El CyberMonday cerró con ventas peores al Hot Sale de julio y gastos bajos

La maratón de descuentos tuvo una performance superior al desempeño de la edición de 2019, pero inferior al del Hot Sale. Terminó con ventas más bajas y el gasto promedio no compensó la suba de la inflación

CyberMonday: ventas peores al Hot Sale de julio y gastos bajos

Aunque la CyberWeek se extiende hasta el domingo con rebajas de hasta el 80% y 12 y 18 cuotas sin interés, el CyberMonday ya finalizó. Los resultados de la octava edición del evento de compras online estuvieron en línea con las previsiones. 

Tal como se esperaba, la maratón de descuentos tuvo una performance superior al desempeño de la edición de 2019, pero inferior al del Hot Sale de julio. Terminó con ventas un 4,76% más bajas y el tícket promedio creció por debajo del aumento inflacionario. 

Durante las tres jornadas que duró el evento organizado por la Cámara Argentina de Comercio Electrónico (CACE), se concretaron 3,4 millones de transacciones y se vendieron 6 millones de productos, contra los 6,3 millones que se comercializaron en el Hot Sale. 

El ticket promedio fue de $ 6143. Aunque creció un 9% respecto del anterior CyberMonday, lo hizo por debajo de la suba de la inflación, si se tiene en cuenta que  la variación interanual comprendida entre noviembre de 2019 y septiembre de este año (último dato disponible), fue del 30,3%, de acuerdo al Indec. En el Hot Sale, el gasto promedio había sido de $ 

La facturación alcanzada fue de $ 20.800 millones, un 7,33% respecto de la obtenida en el evento de julio ($ 19.380 millones). La cifra estuvo en línea con el incremento inflacionario desde julio hasta ahora (un 7,4%, según el Indec).

En facturación, electrodomésticos y aires acondicionados ganaron la pulseada. Le siguieron equipos de electrónica, audio y video, televisores y celulares. Debajo quedaron artículos de hogar, muebles y jardín, indumentaria, herramientas de construcción y colchones y sommiers.

Aunque la industria turística buscó revancha, fue desplazada por segunda vez consecutiva. La categoría era antiguamente la de mayor facturación. Ya en el Hot Sale no había tenido una buena performance.

En un contexto de crisis como el actual, los consumidores actúan de forma racional y moderan sus consumos. Las compras priorizan el stockeo de bienes de primera necesidad. Lideraron las ventas alimentos y bebidas, productos de limpieza, cosmética e higiene personal, artículos de hogar y muebles de decoración, e indumentaria, categorías que exhiben un crecimiento sostenido desde el año pasado, un impulso que se aceleró en la cuarentena.

Este comportamiento explica el cambio en la composición de las ventas, que demuestran una mayor preferencia por productos de menor precio relacionados al consumo diario.

Desde la entidad organizadora, se mostran "muy conformes" con los resultados de la edición "pandémica" del CyberMonday. "Los descuentos, del 28% en promedio, y las cuotas de los planes Ahora significaron un respiro enorme para el bolsillo de los consumidores. A su vez, la venta adicional generada por el evento les dio un gran impulso a las más de 800 empresas participantes", afirmó Gustavo Sambucetti, director Institucional de la CACE. 

La participación sí fue récord. Se adhirieron 824 empresas, muchas de ellas pymes, alentadas por la mayor cantidad de compradores online que se volcaron al comercio electrónico por la pandemia. Del total, 161 son del interior y 179 se sumaron por primera vez. "En el anterior CyberMonday participaron 550 y en el Hot Sale, 710", detalló Sambucetti.

Más de 3,5 millones de usuarios navegaron el sitio oficial durante las 72 horas que duró el evento. "El e-commerce será parte de la 'nueva normalidad'", concluyó el ejecutivo.