El Cronista Comercial

Con la bendición de Cavalieri, Grupo Prof entra en la recta final para ser el nuevo dueño de Garbarino

El titular de Comercio participó de una reunión con Carlos Rosales, presidente de la aseguradora que quiere quedarse con la cadena, y los propietarios de la empresa. Aún falta la firma del acuerdo que habilita la apertura de un proceso de 'due dilligence'

Con la bendición de Cavalieri, Grupo Prof entra en la recta final para ser el nuevo dueño de Garbarino

La aseguradora Grupo Prof, que lidera el protesorero de San Lorenzo Carlos Rosales, sigue avanzando a pie firme para ser el próximo dueño de Garbarino. Hoy, él y los ejecutivos de la cadena se reunieron con el titular de la Federación Argentina de Empleados de Comercio y Servicios, Armando Cavalieri, para explicarle los detalles del preacuerdo que formalizará el ingreso de Prof al paquete accionario del principal retailer de electrodomésticos y electrónica del país. Aunque, del lado del comprador, aclaran que el acuerdo, todavía, no está firmado, la foto del encuentro ofició de bendición simbólica a la operación

Tras la reunión con Rosales y Carlos García, CEO de Garbarino, Cavalieri, en diálogo con El Cronista, expresó su “satisfacción por haberse arribado a un preacuerdo” y recordó “el acompañamiento y el respaldo del gremio al proceso preventivo de crisis (PPC) que, entre otras medidas, permitió sostener en pie a la empresa y defender los puestos de trabajo, el principal objetivo”.

Asimismo, el jefe gremial destacó que “en el actual contexto de emergencia sanitaria y la difícil situación de la economía, este preacuerdo brinda un marco de tranquilidad y previsibilidad para los más de 4300 trabajadores de la cadena de electrodomésticos”. 

Con pérdidas de $ 20 millones diarios, OCA vale u$s 37 millones

En estos días, los liquidadores judiciales deberán ratificar el precio al que tasaron la empresa hace dos meses. El mayor correo privado del país paga los sueldos en cuotas y apeló a ayudas oficiales (ATP, Repro, PPC) para cubrirlos. Uno de los interesados tiene nexos con Hugo Moyano.

Cavalieri se involucró en la negociación por la venta de la empresa, propiedad de los hermanos Daniel y Omar Garbarino, en las últimas semanas, desde que Prof se sumó a la contienda. Es que la mayoría de sus 4300 empleados está afiliado al Sindicato de Comercio.

Como un gesto de solidaridad, Rosales se hará cargo de una parte de los sueldos del personal de Garbarino, mientras que su aporte estará acompañado de los fondos que el Estado le destinará a la empresa, por medio de un ATP que fue solicitado y ya aprobado. Prof, por su parte, aportó entre $ 50 millones y $ 70 millones para el pago de los salarios adeudados. 

Con este paso, Prof entró en la recta final para ser el próximo dueño, aunque aún no está 100% cerrado el dealEste preacuerdo habilita la apertura de un proceso de due dilligence, que se pone en marcha a partir de la firma del mismo. Se trata de la instancia previa a concretar el pase de manos.

Durante un plazo máximo de 20 días corridos, Rosales deberá negociar la letra chica de los arreglos con los acreedores. "Se abre una etapa en la que Prof deberá identificar puntos clave y tendrá que trabajar en detalles operativos para mejorar la eficiencia y salir de la crisis, además de revisar las cuentas", señalaron fuentes allegadas al proceso.

Carlos Rosales, titular de Grupo Prof.

Sin embargo, aclararon que, durante este período, Prof no tendría la exclusividad. "Si aparece otro oferente con una mejor propuesta, puede quedar desplazado", sostuvieron conocedores de la negociación. "Es la última oferta que hizo, y, a diferencia de las anteriores, sería aceptada finalmente por los vendedores y los acreedores de la cadena", aseguraron.

La semana pasada fue decisiva. Hasta altas horas de la noche, hubo reuniones en las oficinas de ambas empresas. Según le contaron a este medio fuentes cercanas a ambas partes, "ya está casi todo listo desde hace días, pero se dilató porque se estaban perfeccionando las condiciones de la carta de compraventa", explicaron.

A través del presidente de Garbarino y el principal encargado de llevar adelante la negociación, se habría logrado acordar un principio de reestructuración de la deuda con los bancos acreedores, el Galicia y Santander, con quienes la cadena tiene un pasivo cercano a $ 5000 millones y con quienes se habría pautado una quita de entre el 70% y el 75%.

También, se habría alcanzado un primer entendimiento con los proveedores comerciales, los fabricantes nacionales e internacionales de electrodomésticos, a quienes Garbarino les adeuda alrededor de $ 7000 millones. Con ellos se habría arreglado un 35% de quita, que se financiaría en 18 meses. Los más inflexibles habrían sido, al igual que en las anteriores ocasiones, Mirgor y Newsan, que representan aproximadamente el 70% de la facturación de la cadena.

Prof prevé iniciar una expansión regional de Garbarino

Prof prevé hacer una inversión inicial cercana a los $ 2000 millones para sanear las cuentas de Garbarino en un período de entre 18 y 24 meses e iniciar una expansión regional, en una primera etapa a Uruguay, Paraguay, Bolivia y Ecuador, países que no tienen una fuerte presencia de marcas de retail a diferencia de mercados más desarrollados como Brasil y Chile.

En caso de quedarse con la compañía, Rosales se comprometió a mantener las 191 sucursales de Garbarino y los 54 locales de la marca Compumundo, como así también los 4361 puestos de trabajo que tiene la empresa en la actualidad. La apuesta será complementar la venta física con un mayor impulso al canal digital, con una robusta plataforma de comercio electrónico.

Las idas y vueltas empezaron a fines de diciembre, cuando Garbarino colgó el cartel de venta. El primer interesado en quedarse con la ella fue el fondo Inverlat, liderado por ex banqueros de la City y dueño de licencias gastronómicas como Havanna.

A fines de marzo, perdió el beneficio de la exclusividad que tenía para negociar. Se le venció el plazo y no hubo prórroga, pero tampoco reavivó su interés. "Cambiaron las condiciones, el escenario ya no es el mismo que hace meses", señalaron desde el fondo en diálogo con El Cronista semanas atrás.

Cuando Inverlat retiró la oferta, Rosales consideró que se trataba de una buena oportunidad para incursionar en el mundo del consumo masivo. Asimismo, antes de que Inverlat se bajara, en marzo también se sumó a la contienda Covelia, la compañía de servicios de higiene y recolección de residuos perteneciente a Ricardo Depresbiteris y vinculada al sindicalista Hugo Moyano. En los últimos días, Covelia quedó desplazada, dado que, según allegados a la negociación, no logró ponerse de acuerdo con los acreedores.

El apoyo de Cavalieri, el titular del Sindicato de Comercio, habría sido clave

El resto del personal de Garbarino está afiliado al gremio de Camioneros. En este sentido, el apoyo de Cavalieri, habría sido clave, ante la posibilidad de una pérdida de poder para el jefe sindical, que siempre mantuvo una rivalidad con Moyano.

“Si Covelia se queda con Garbarino, Cavalieri pasaría a un segundo plano. Esto implicaría una posible pérdida de afiliaciaciones, porque Comercio tendría menos representantes", le dijeron a El Cronista días atrás conocedores de la interna. “A eso hay que sumarle los antecedentes problemáticos de Moyano con OCA e Independiente. Por lo bajo, lo que dicen todos es que si se puede evitar negociar con una figura polémica y compleja como él, mejor", expresaron en ese entonces.

Pese a que la venta está encaminada, la situación de Garbarino es crítica. A comienzos de abril, anunció que pagaría los sueldos en cuotas debido a sus complicaciones financieras. Según la Central de Deudores del Banco Central, acumula 1563 cheques rechazados por más de $ 2000 millones al 4 de mayo, último dato disponible.

Si bien logró duplicar sus ventas online desde que empezó la cuarentena, desde la misma cadena reconocieron que los ingresos obtenidos a través del e-commerce, canal que impulsó durante el aislamiento ante el cierre de las sucursales, no alcanzan para cubrir los gastos ni compensan la caída de la venta presencial. La compañía tiene una participación del 22% del mercado nacional.

Shopping