Transport & Cargo

Más transparencia en el transporte por agua

Tras una prueba de un año, es permanente el sistema semiprivatizado para controlar bodegas y tanques en buques graneleros y barcazas en toda la Argentina. Desde el sector armatorial y de las agencias marítimas se celebró la norma.
Más transparencia en el transporte por agua

16/07/2019 | 20:15

Culminó con éxito la prueba piloto de un año y ahora es permanente la desregulación del servicio de supervisión de embarques para la operatoria de exportación de granos, harinas y aceites vegetales por agua. Se termina así con el antiguo sistema de inspección de bodegas del Senasa que fue sinónimo de corrupción y de extra costos para los exportadores argentinos.

La medida, impulsada en 2017 por el ministro de Transporte Guillermo Dietrich y el subsecretario de Puertos y Vías Navegables de la Nación Jorge Metz, estableció que las empresas que podrían prestar el servicio eran las inscriptas en el Registro de Controladores y Certificadores de Granos y Subproductos gestionado por el Senasa. El sistema también introdujo controles cruzados, la posibilidad de presentar denuncias anónimas y el trabajo de un nuevo equipo profesional de supervisión dentro del organismo de control.

La entonces Dirección de Calidad Agroalimentaria, dependiente de la Dirección Nacional de Inocuidad y Calidad Agroalimentaria, dispuso luego los procedimientos complementarios necesarios a los efectos de implementar el efectivo funcionamiento del sistema y la administración del registro. De igual manera, se desarrolló un nuevo y renovado sistema informático para atender las acciones que requiere la operatoria.

Celebran

Desde el sector armatorial y de las agencias marítimas se celebró una norma que agiliza la operatoria y a la vez elimina un costo innecesario en el proceso de embarque. Por su parte, la Red Marítima Anticorrupción destacó que el nuevo sistema permitió eliminar en un 90% las demoras injustificadas que aumentaban los costos de la operatoria de las naves que se dedican a la exportación.

La Red (MACN, por sus siglas en inglés) resaltó puntualmente los esfuerzos del Senasa “para combatir la corrupción en el proceso de despeje de buques para la carga de granos en Argentina” y que “al no haber demoras injustificadas se reducen enormemente los costos para operar los barcos graneleros, aumenta la transparencia y, consecuentemente, la eficiencia en el comercio internacional de estos productos”.