Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Temporada de burbujas

La Argentina ha demostrado ser capaz de hacer espumantes de nivel internacional. Desde ejemplares frescos y frutales para beber en un sinfín de ocasiones hasta otros más complejos, cremosos y elegantes. Para estas fiestas, hay opciones para todos los gustos.

Si bien en estas épocas de fiestas es cuando más disfrutamos de los espumantes, deberíamos tenerlos en cuenta durante las cuatro estaciones, ya que son ideales para acompañar diferentes comidas de principio a fin. Es que, por su versatilidad, las burbujas son perfectas tanto para dar comienzo a una cena como para culminar con el postre; sólo hay que saber cómo elegirlas y disfrutarlas.

Datos a tener en cuenta

1. Los espumantes se dividen en categorías Nature, Brut Nature, Extra Brut, Brut, Demi Sec y Dulce, dadas por la cantidad de azúcar que contiene cada ejemplar. Mientras que los Nature (los más secos) presentan menos de tres gramos de azúcar por litro, los Dulces tienen más de 40.
2. En Argentina, los espumantes suelen ser elaborados a partir de las variedades Chardonnay, Pinot Noir; también se usa el Semillón y el Malbec. Una vez elaborados, los vinos pasan por una segunda fermentación al vacío en la que se genera el gas carbónico que se incorpora al líquido.
3. Existen dos procedimientos para generar las burbujas: el Champenoise y el Charmat. En el tradicional o Champenoise la segunda fermentación se realiza dentro de la botella generando un espumante con aromas que recuerdan al pan tostado, brioche, turrón, café, vainilla y chocolate blanco. En el Charmat la fermentación y las burbujas tienen lugar en tanques de acero herméticos, dando aromas frescos y destacándose más las notas cítricas, frutales y florales del espumante.
4. Un espumante de calidad se caracteriza por una efervescencia fina, burbujas pequeñas y en columnas bien definidas, junto a una espuma persistente.
5. Por su versatilidad, son adecuados para acompañar desde entradas hasta postres, siempre que sean delicados y no muy estructurados.

Cinco tips para su consumo

1. Los espumantes se beben bien fríos, pero nunca helados. La temperatura ideal es entre 6 y 8°C para los ejemplares más jóvenes, y 10°C para los más maduros y complejos; ya que más fríos resultan más frescos pero menos expresivos.
2. Estos vinos se suelen beber en copas "tipo flauta", ya que su cáliz estilizado se agranda en la base para que el espumante se exprese sin perder temperatura y se vuelve a achicar en la boca para que los aromas se concentren y el gas carbónico no se pierda.
3. Para los consumidores que desean aromas más sueltos, lo mejor es servirlos en copas de vino blanco, donde la bebida se abrirá y la temperatura ambiente incrementará los aromas.
4. Un accesorio ideal para enfriar el espumante y mantenerlo a la temperatura adecuada durante el servicio es la frappera o champañera.
5. Para disfrutar de aperitivo, nada como agregar a una copa de espumante de dash de Campari o Aperol.

Los recomendados

- Extra Brut Del Fin del Mundo Corte de 80% Pinot Noir y 20% Chardonnay que descansó sobre sus lías durante 18 meses, lo que aportó estructura, ancho de boca y delicadeza. Su nariz es muy fina, con frutos secos y algo floral, mientras que en boca posee entrada fresca, con burbujas bien integradas y textura cremosa.

- Luigi Bosca Bohéme Brut Nature
Uno de los espumantes más maravillosos que se hacen en suelo patrio, y único que tiene las tres variedades autorizadas en la Champagne francesa: Chardonnay, Pinot Noir y Pinot Mounier. Aromas elegantes a frutas dulces, flores blancas y sutiles notas de pan tostado se combinan con un paladar amplio y delicado. En boca es maduro y de buena estructura.

- Rutini Brut Nature
Extraordinario corte de Pinot Noir y Chardonnay hecho con uvas del Valle de Uco y dos años de crianza sobre sus lías. Nariz con notas cítricas y paladar intenso, vertical y fino. Por su estructura y fuerza puede combinarse con un sinfín de platos, pero por su fineza merece disfrutarse solo.

- Philippe Caraguel Extra Brut Rosé
Mucha atención con este nuevo proyecto que llevan adelante el gran enólogo Philippe Caraguel y Jean Etienne Baune. Uno de los mejores rosados del mercado, corte de Chardonnay y Pinot Noir elaborado por el método champenoise. Sutil y complejo en nariz (frutos rojos, brioche y caramelo), y boca redonda, algo untuosa y de gran acidez.

- Gran Codorniu Reserva 2012
Soberbio cava español hecho a base de Chardonnay, parte del cual fue fermentado en contacto con roble y un posterior envejecimiento durante 15 meses. Aromas tostados y algo frutales, con notas a frutos secos seductoras.

- Malma Cuvee Reserve Extra Brut
Una muestra de lo que es capaz de lograr el sureño terruño San Patricio del Chañar haciendo espumantes modernos. Frutal y limpio tanto en nariz como en boca. Perlage fino y constante, estructura definida y compacta; un modern style ideal para pescados.

- Extra Toso Champenoise
Pascual Toso fue la primera bodega en trabajar con el método champenoise en la Argentina; y en esta etiqueta, lo demuestra claramente. De uvas de Barrancas nace este blanc de blancs de gran bouquet y mucha armonía tanto en el paladar como en la nariz. Más de dos años de crianza sobre sus borras le aportaron cierto graso, músculo y carácter.

- Cave Extrême
Excelente corte de uvas Chardonnay (50%) y Pinot Noir (50%) provenientes de viñedos de Tupungato, elaborado por método Champenoise con un año de crianza sobre lías. De perfil elegante, bien europeo y versátil.

- Freixenet Elyssia Gran Cuvée Otro espectacular cava hecho con uvas Pinot Noir; muy sofisticado, delicado en el paladar y sin aristas de ningún tipo. Tiene notas florales y otras que recuerdan a frutas tropicales, con sabores redondos y fáciles de combinar con frutos de mar.

- Novecento Extra Brut
Fácil de disfrutar este corte de Chardonnay con Chenin hecho con uvas de Luján de Cuyo. Fresco, frutal, con notas algo florales e ideal para beber en un sinfín de situaciones porque no esconde nada. Es fresco, de excelente acidez y equilibrado.

- Ramanegra Extra Brut
Impecable blanc de blancs que mezcla Chardonnay, Viognier y Sauvignon Blanc, de aromas intensos y definidos: frutas, flores y algo de brioche. En boca se expresa sin vueltas, con frescura, firmeza y gran acidez, más una agradable sensación cremosa.