Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

En el primer bimestre, el déficit fiscal se redujo casi 24%

Pasó de casi $ 30.000 millones a $ 22.733,8 millones. El déficit primario (sin rentas del FGS y el Central ni pagos de deuda) se redujo un 16,4%. En enero, el ajuste había sido mayor.

Las cuentas del Estado Nacional cerraron en el primer bimestre del año con un déficit fiscal de 22.733,8 millones de pesos, frente a los $ 29.856 millones del mismo período del año pasado. Eso implica una caída del rojo fiscal de casi el 24%, equivalente a algo más de $ 7.122 millones.

El déficit fiscal global incorpora el ingreso por rentas financieras del Fondo de Garantía de Sustentabilidad y del Banco Central y, por el lado de los egresos, los pagos por intereses de la deuda. Sin esos ítems, el déficit primario fue de $ 17.925 millones, unos $ 3.500 millones menos que en enero-febrero del 2015, lo que representa una reducción del 16,4%.

El recorte del rojo se moderó en febrero, ya que en enero había caído un 90% el déficit primario y un 84% el déficit fiscal global.

El resultado primario del bimestre se produjo por un aumento interanual del 27,8% de los ingresos en $ 47.885,5 millones,  contra una suba del 22,9% en el gasto, $ 44.377,5 millones.

“Además de los esfuerzos de eficiencia en la gestión la magnitud de la desaceleración del gasto primario reflejó el impacto transitorio de reorganizaciones ministeriales, que serán parcialmente revertidos en los próximos meses”, señaló el Ministerio de Hacienda y Finanzas a través de un comunicado, repitiendo palabra por palabra lo que ya había expresado al informar los resultados del primer mes del año.

Puntualmente en febrero, los ingresos primarios se incrementaron en $ 20.357 millones (25,6%), mientras que el gasto lo hizo en $ 22.071,4 millones (23,2%). El incremento de los ingresos se explica básicamente por las subas en los Aportes y Contribuciones a la Seguridad Social y los impuestos al Valor Agregado y a las Ganancias, mientras que el de los gastos se debe en un 83% al aumento de las jubilaciones y a los sueldos de estatales.

El año pasado, las cuentas del Estado cerraron déficit fiscal primario de $ 291.660millones de pesos, equivalente al 5,4% del Producto Interno Bruto, “el más alto de los últimos 30 años”, aseguró el Ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay.

El funcionario sostiene que este año se cerrará con un déficit de alrededor de 4,8% del PIB mediante la reducción de la eliminación de subsidios y el reordenamiento del gasto. A modo de cronograma y dentro del esquema planteado, Prat Gay proyectó a comienzos de año una reducción del déficit fiscal al 3,3% en 2017, al 1,8% en 2018 y al 0,3% en 2019.