Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Economía de mercado

Hace 15 años, China reclamó a la OMC ser considerada economía de mercado o abierta, cuando por su régimen político interno, las condiciones no estaban para nada dadas. El organismo internacional dio una década y media para el proceso de transición, que terminará el próximo 10 de diciembre.

La "gran incógnita es qué sucederá a partir del 11-D", indica el embajador argentino en China, Diego Guelar, quien en los últimos días se vio envuelto en una polémica con los industriales argentinos que pusieron el grito en el cielo por la avalancha de productos chinos en el mercado interno y su impacto negativo en la actividad local. Para el diplomático, será central la decisión que tomen los países miembros de la OMC en cuanto a si resuelven o no otorgarle a China el status de economía de mercado que el gigante reclama.

Cambios

Entre otros aspectos, que China sea considerada una economía de mercado implica que en denuncias por dumping en el comercio exterior, el país afectado deberá demostrar ante el tribunal comercial internacional que el valor del producto cuestionado es inferior al del "mercado", pero también la definición de mercado cambiará: hoy las comparaciones se hacen sobre la base del costo de los bienes de las economías de mercado; si China ingresa a ese selecto grupo también lo harán sus costos, inalcanzables para ninguna otra nación. Desde la Cancillería del país asiático, la jefa del Departamento de Asuntos para América latina y el Caribe, Yu Yue, manifestó la "admiración" que generó en el gobierno de Xi Jinping que la Argentina haya "reafirmado" la necesidad de que China sea reconocida plenamente como economía de mercado.