Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Camino a la cumbre climática de Marruecos

Tal como quedó establecido en diciembre del año pasado durante la COP 22 (Conferencia de las Partes) de París, la próxima cumbre climática se llevará a cabo en la ciudad de Marrakech, Marruecos, del 7 al 18 de noviembre. Allí, los países signatarios del acuerdo que establece en 2°C el límite de aumento de la temperatura global para fin de este siglo, discutirán las medidas de mitigación y adaptación al cambio climático, y las herramientas de financiamiento.
Las perspectivas son auspiciosas, dado que el histórico acuerdo ya fue ratificado en los parlamentos de más del 55% de los países firmantes, incluyendo los dos principales emisores de gases de invernadero: China (28% de las emisiones globales) y los Estados Unidos (15,9%). El Parlamento argentino hizo lo propio el 1 de septiembre pasado.
La Argentina había presentado en París un compromiso de reducción de emisiones del 15% de aquí a 2030, y otro 15% sujeto a financiación adicional. Carlos Gentile, subsecretario de Cambio Climático del ministerio de Ambiente, señaló que "se está trabajando para mejorar ese compromiso, esperamos llegar a Marruecos con una propuesta superadora".
A partir del cambio en el gobierno nacional, el país abandonó el bloque donde habitualmente negociaba su postura, junto a países árabes petroleros y las naciones del Alba (Venezuela, Ecuador, Cuba). También se conformó un gabinete climático integrado por 12 ministerios, que trabaja en medidas de mitigación y adaptación al cambio climático. "Las áreas donde existe mayor oportunidad de reducción de emisiones son energía, transporte y agroindustria", detalló Gentile.
El impulso a la eficiencia energética y las energías renovables, el cumplimiento efectivo de la ley de bosques para frenar la deforestación y un mejor uso del suelo impulsando la alternancia entre cultivos y ganadería, se cuentan entre las principales medidas con foco local para hacer frente a la crisis climática global.