Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Arte y vanguardia en Lisboa

Luego de cinco años de edificación y una inversión de 20 millones de euros, el Museo de Arte, Arquitectura y Tecnología (MAAT) abrió sus puertas en la capital de Portugal y se transformó en una referencia mundial de la arquitectura.

A orillas del río Tajo y junto al barrio de Belém, uno de los sitios más visitados y concurridos de Lisboa, se alza el antiguo edificio de la central eléctrica Energías de Portugal (EDP) que fue completamente renovado para albergar el Museo de Arte, Arquitectura y Tecnología (MAAT). Luego de cinco años de trabajo y una inversión de 20 millones de euros a cargo de la Fundación EDP, se han acondicionado cuatro salas de exposiciones dentro del edificio original y se ha levantado una nueva construcción ovalada que completa el proyecto del MAAT en la capital portuguesa.
El flamante edificio curvilíneo, al que llaman "una ola sobre el Tajo", fue diseñado por la arquitecta británica Amanda Levete, propietaria del estudio AL_A, y modernizó por completo el horizonte de la ciudad vista desde el río. Desde sus 14 metros de altura máxima, el techo del edificio desciende en una suave pendiente hasta alcanzar el nivel del suelo, permitiendo a los visitantes acceder caminando a un mirador público que permanece abierto día y noche. En un recorrido de 120 metros sobre el techo del MAAT se pueden apreciar vistas panorámicas de Lisboa y de la otra orilla contraria del Tajo. Tal como explicó durante la inauguración del museo António Mexia, Presidente de EDP, la concepción del proyecto privilegiaba que hubiera una comunicación entre el museo, la ciudad y las personas que pasean habitualmente junto al río.
Asimismo, Amanda Levete diseñó un pasillo elevado para peatones que conectará el techo del edificio, recubierto con el típico azulejo blanco portugués, con el barrio de la Junqueira; pasando sobre las vías del tren. Si bien se espera que esta parte del proyecto esté finalizada en el mes de marzo de 2017, la programación del museo fue lanzada el pasado 30 de junio con cuatro exposiciones instaladas en las salas refaccionadas de la antigua central eléctrica.
El ladrillo rojo del edificio original contrasta gratamente con el blanco brillante de la nueva edificación de este gran proyecto que aspira a convertirse en un referente europeo del arte contemporáneo. Durante su construcción, el equipo de arquitectos de AL_A estudió especialmente el movimiento del sol para diseñar los lucernarios que filtran la luz en las salas del museo. Al atardecer, el exterior del MAAT se tiñe de color naranja por el reflejo del sol y el cielo sobre sus 15.000 azulejos blancos, todo un emblema de Portugal.
Para más información sobre el museo, sus muestras y espectáculos, visite el sitio web www.maat.pt.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar