Viernes  06 de Octubre de 2017

Anguita: “Los que cometen delitos que el capitalismo promueve son más invisibles”

Eduardo Anguita y Daniel Cecchini publicaron Cárceles, un libro que se propone restituir las voces de quienes viven allí. A lo largo de las historias, invitan al lector preguntarse si las prisiones son algo más que meros depósitos de personas. En una entrevista con 3Días, Anguita habló de su propia experiencia tras las rejas y sobre los problemas más acuciantes.

Anguita: “Los que cometen delitos que el capitalismo promueve son más invisibles”
Cárceles, así se llama el libro escrito por los periodistas Eduardo Anguita y Daniel Cecchini. Se trata de una obra que carece de pretensión académica alguna, sino que aspira a "restituir voces". Y así lo hacen a lo largo de varias crónicas sobre las vidas de hombres y mujeres que están privados de su libertad. Pero, al mismo tiempo, esas historias hacen que el lector no deje de preguntarse si las cárceles -uno de los tantos subsuelos de la patria, como las definen- son la respuesta a la inseguridad o si cumplen la función de resocializar a quienes las habitan o si son, simplemente, "depósitos de personas".
 

Anguita vivió la prisión en carne propia durante 11 años (desde finales de 1973 hasta la llegada de Alfonsín), motivo por el que conoció distintos establecimientos y tomó contacto con diversos sistemas penitenciarios. Por lo que, en una entrevista concedida a 3Días, estableció las diferencias entre aquel sistema y el actual; habló sobre cuáles creen que son las reformas más urgentes y sobre las diferencias que existen entre el Sistema Penitenciario Federal y las prisiones provinciales que, en algunos casos, parecerían retrotraer a quienes las habitan al Siglo XIX.

Escribir este libro, ¿tuvo algo que ver con que hayas estado preso tanto tiempo ?

- La respuesta debería ser "sí", porque soy un tipo lógico -o intento disfrazarme de lógico-, pero hay una parte de mí que te diría "no", porque, como cronista, me gusta tomar distancia y no pensar el vértigo en términos subjetivos, sino como desafío de autor, de observador, de cazador de información. Y sí, me daba el vértigo de ir a un lugar donde la gente no tiene libertad; no me lo planteé nunca en términos conscientes de pensarme a mí en esas circunstancias. Y en ningún momento les hice referencia a los detenidos ni a los guardiacárceles de que yo, en algunos de esos lugares, tenía una idea de lo que son.

¿Qué diferencias viste entre la cárcel de aquel entonces con las de ahora?

-Aquella era, claramente, una cárcel de exterminio. Me acuerdo que una vez un oficial dijo: "Ustedes van a salir de acá locos, putos o muertos". Ese era el sentido. Y te diría que, en estas cárceles, la idea es ignorarte, despersonalizarte y, a lo sumo, darte formalmente herramientas para cuando salgas. La verdad es que, después de ir a recorrer, me encontré con historias en donde a la mayoría no lo llena ni las instituciones ni los protocolos de los regímenes o sistemas penitenciarios, sino la propia subjetividad de quienes están detenidos. No había estado tanto tiempo como observador de personas privadas de libertad y me encontré con cierta cuota de satisfacción, de gente, chicos, y chicas y jóvenes, de familias muy pobres y demás, pero que se planteaban un montón de preguntas. Y cuando me encuentro con gente que se plantea preguntas, enseguida me entusiasma.

¿Vieron un Estado presente?

-Y, está muy poco presente. Primero, porque hay pocas políticas penitenciarias que propongan lo postpenitenciario. Y, después, porque hay cosas raras. Por ejemplo, las políticas postpenitenciarias, en la provincia de Buenos Aires -que es donde está la mitad de los presos del país-, no dependen del sistema penitenciario de la Provincia, sino de la Secretaría de Derechos Humanos. Acá falta que nos miremos las caras y reconozcamos a los 75.000 que hoy están en las cárceles, pero también a los 300.000 ó 400.000 que atraviesan situaciones de conflicto con la ley penal, porque fueron recientemente liberados; no están en las cárceles pero tienen procesos abiertos. Hay un porcentaje muy grande de gente en conflicto con la ley penal y que si no le ofrecés una alternativa de empleo, programas de reinserción o de contención, los estás, de algún modo, no te digo empujando al delito, porque eso es una decisión de la que no quiero culpar a las instituciones, pero sí creo que las instituciones tienen el deber de crear tejidos para contener.

¿Por qué nueve de cada diez presos son pobres?

- Entre otras cosas, porque el sistema judicial es un desastre. Cuando uno ve a los abogados penalistas famosos, es gente que tiene arreglos. No son solo "caranchos", son tipos que tienen arreglos con comisarios, jueces y fiscales, que a su vez tienen arreglos con narcos, piratas del asfalto, compañías de seguros. Y con infinidad de empresas muy conservadoras, muy caducas y decadentes que también se benefician del delito. Y, porque además, los que cometen los delitos que el capitalismo promueve (sacar dinero del circuito legal, grandes estafas, extorsionar a un empresario para comprarle la empresa o empresas de seguridad que manejan ex policías o ex militares) son más invisibles. Y después, porque la corrupción en esta sociedad es sistémica. Entonces, si sos pobre no te va a defender nadie.

¿Qué reformas creés que son más urgentes?

- Lo postpenitenciario. Me parece que hay que poner un esfuerzo muy grande en generar una política nacional postpenitenciaria con un debate social, que no lo hay. El sistema de patronatos deliberados, como el lugar en el que alguien va una vez por mes a ver a un trabajador social, dice que fue a buscar trabajo y demás, no sirve. Si decís cuánta gente hay detenida en la Argentina, en términos estadísticos, comparado con países como los Estados Unidos, China, Rusia, Francia o Brasil, no es tan grave; tenemos 70.000 personas en cárceles, pero cuando ves la cantidad de gente que está en conflicto con la ley penal, es imprescindible. Y eso conlleva a una pregunta que no sé responder: "¿Cómo hacés para neutralizar un porcentaje altísimo de la sociedad que dice: A estos hijos de mil puta encima le vas a buscar trabajo?".

¿Qué vertiente cultural predomina hoy en el sistema penitenciario: la democrática o la punitiva?

- No estoy en condiciones de decirte eso. Porque creo que, en general, hay una gran disociación. Fijate que los sistemas penitenciarios están pensados para que, además de tener que reportar cada cosa por escrito, tenés visitas de jueces de ejecución penal, de organismos de control que tiene el mismo sistema judicial, del Congreso de la Nación. Sin embargo, está tan arraigado que cuando un pibe llega a la cárcel está acostumbrado a ser un marginal en la calle, que si no lo dormís de cuatro trompadas, no lo vas a disciplinar. Creo que es mucho más la hipocresía que el hecho de responder a una serie de categorías que diga: "Tengo una visión liberal y democrática y yo tengo una visión punitivista". Creo que tiramos parches de un sistema del desorden cultural en el que vivimos.

¿Es lo mismo estar en el Sistema Penitenciario Federal que en alguna prisión provincial?

- El Sistema Penitenciario puede tener mil defectos, pero tiene un presupuesto alto. Y eso es una gran ventaja. En las cárceles federales, la ecuación, en promedio, es que por cada empleado penitenciario hay un preso, mientras que en el sistema penitenciario de la provincia de Buenos Aires, la ecuación es de uno a tres, es decir, un empleado por cada tres detenidos. Y, como no se construyeron nuevas unidades penitenciarias, tenés como en Olmos, un nivel de hacinamiento y de violencia tremendo. Y está la novedad de las alcaldías, de las cuales cada tanto hay gente que se fuga o se ahorca o dicen que se ahorca y la matan. Y tenés sistemas como el de Tucumán -hicimos un capítulo de esto- que es pavoroso. La cárcel de Villa Urquiza, contado por Pablo Toranzo, un reportero gráfico que convivió un mes ahí, es una cárcel que decís: "El siglo XIX está entre nosotros". Porque la ley está muy ajena a la Justicia. Hay una diferencia entre tener un sistema con más presupuesto.

¿Por qué hay que leer este libro?

- No sé. Pero a mí lo que más me conmueve de la condición humana es que tenemos como un bien supremo a la libertad. Y, sin embargo, tenemos como lugar de depósito y como lugar para que se pudran otros, a la cárcel, que es el lugar donde se priva la libertad. Entonces, me parece que el hecho de interactuar, por lo menos en la narración, en la lectura, con otros que no tienen libertad, te puede abrir dos caminos o ventanas. Una, percibir lo que es la falta de libertad. Y otra, percibir cómo aquel que no tiene la libertad, también en su poética o en sus sentimientos, está amparado por esta cosa que valoramos tanto, que se llama libertad.

Periodistas

Eduardo Anguita es licenciado en Comunicación, periodista y escritor. Fue militante del PRT-ERP en los años 70 y, tras estar 11 años en prisión, inició su actividad en el periodismo. Entre otros libros, Anguita es autor de La voluntad (junto con Martín Caparrós); La clase media. Seducida y abandonada; La Compañía de Monte; La confesión de Pacho ODonnell y La patria pensada.

Daniel Cecchini también es periodista. Entre otras cosas, fue director periodístico del semanario Miradas al Sur, corresponsal y colaborador de numerosos medios. Además, publicó 10 libros en la Argentina, España e Italia. Entre ellos, La CNU. El terrorismo de Estado antes del golpe y Los nuevos conquistadores.

MONEDAS Compra Venta
DÓLAR B. NACIÓN0,862155,000058,5000
DÓLAR BLUE0,813061,500062,0000
DÓLAR CDO C/LIQ2,0743-69,8370
EURO0,062762,534562,5738
REAL0,043313,851213,8572
BITCOIN-0,244310.236,310010.244,8900
TASAS Varia. Ultimo
BADLAR PRIV. Pr. ARS-0,925960,1875
C.MONEY PRIV 1RA 1D2,777874,0000
C.MONEY PRIV 1RA 7D2,027075,5000
LIBOR0,05311,0546
PLAZO FIJO0,000060,0000
PRESTAMO 1RA $ 30D-0,662861,4500
TNA 7 DIAS-0,302846,0900
BONOS Varia. Último Cierre Día Anterior
BODEN 20150,00001.424,501.424,50
BOGAR 20180,00009,829,82
BONAR X0,00001.585,501.585,50
CUPÓN PBI EN DÓLARES (LEY NY)-32,862295,00141,50
CUPÓN PBI EN PESOS0,00001,701,70
DISC USD NY3,655972,3069,75
GLOBAL 20170,00001.676,001.676,00
BOLSAS Varia. Puntos
MERVAL-1,344030.561,2700
BOVESPA0,9000103.680,4100
DOW JONES0,130027.076,8200
S&P 500 INDEX0,25822.997,9600
NASDAQ0,40008.153,5430
FTSE 1000,14007.139,7600
NIKKEI-0,580021.803,9500
COMMODITIES Varia. Último Cierre Día Anterior
SOJA CHICAGO-0,5833328,7643330,6934
TRIGO CHICAGO-0,7673178,2070179,5849
MAIZ CHICAGO-1,4706145,0729147,2382
SOJA ROSARIO-0,4132241,0000242,0000
PETROLEO BRENT-7,055964,150069,0200
PETROLEO WTI-6,391158,880062,9000
ORO-0,08651.501,80001.503,1000