UNOS 40 JEFES DE ESTADO Y NUMEROSOS EJECUTIVOS ASISTEN AL FORO ECONÓMICO MUNDIAL

Comienza la cumbre de Davos con un llamado del Papa contra la desigualdad

El crecimiento de la igualdad requiere una mejor distribución de la riqueza, la creación de empleo y la promoción integral del pobre, más allá de la mentalidad de asistencia, dijo el Papa

La reunión anual del Foro Económico Mundial, que reúne en Davos, Suiza, a unos 2.500 participantes, entre ellos unos 40 jefes de Estado y numerosos directivos de empresas multinacionales, fue inaugurada ayer con un mensaje del Papa en el que reclama un esfuerzo frente a la desigualdad.
Tras el tradicional discurso de bienvenida de Klaus Schwab, fundador del Foro Económico Mundial, el cardenal Peter Turkson leyó un discurso del papa Francisco, en el que éste advirtió que aunque la economía moderna ha logrado grandes avances en educación y sanidad, a menudo ha llevado aparejada una amplia exclusión social.
El obispo de Roma pidió a los jefes de Estado y de gobierno y empresarios presentes en Davos que el foro se traduzca en una ocasión para reflexionar sobre las causas de la crisis económica.
Les solicitó además que promuevan un enfoque inclusivo que tenga en cuenta la dignidad de toda persona humana y el bien común, y abogó por un renovado, profundo y amplio sentido de la responsabilidad por parte de todos.
El Papa señaló también que el crecimiento de la igualdad requiere procesos encaminados a una mejor distribución de la riqueza, la creación de fuentes de empleo y una promoción integral del pobre, que va más allá de la mentalidad de asistencia.
Destacó además que a pesar de los avances en todos los campos durante los últimos años, todavía siga habiendo tanta exclusión social.
Los éxitos conseguidos y que han llevado a la reducción de la pobreza de un gran número de personas a menudo han supuesto también una difusa exclusión social. De hecho, la mayor parte de los hombres y de las mujeres de nuestro tiempo vive aún bajo una precariedad cotidiana, con consecuencias en ocasiones dramáticas, subrayó. En este sentido, criticó la repartición global de recursos al recordar que aún hoy millones de personas mueren de hambre. No se puede tolerar que millones de personas mueran cada día de hambre, máxime cuando existen cantidades ingentes de comida que, a menudo, son sencillamente desperdiciadas, aseveró. Después de este mensaje, el Foro Económico Mundial galardonó al tenor peruano Juan Diego Flórez con el Crystal Award, un premio a los artistas que han contribuido a mejorar el mundo. También fueron premiados el actor norteamericano Matt Damon, cofundador de Water.org, Lorin Maazel, director de la Orquesta Filarmónica de Múnich y la artista visual iraní Shirin Neshat.
Hoy por la tarde hablará el primer ministro japonés Shinzo Abe, quien desde hace poco más de un año impulsa una política de estímulo destinada a atajar la deflación y promover un crecimiento robusto en la tercera economía mundial.
En la cita, que continúa hasta el sábado, participarán cuatro presidentes latinoamericanos (México, Brasil, Colombia y Panamá), que intervendrán en sesiones centradas en la lucha antinarcóticos, el futuro de las economías emergentes y el acuerdo de asociación transpacífico (TPP, por sus siglas en inglés), un ambicioso proyecto regional de libre comercio.

Noticias del día