Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

En apenas tres meses, Nación AFJP incrementó su padrón en 25.866 afiliados

Los afiliados están intranquilos y los traspasos lo prueban. El mes pasado alcanzaron un récord de 69.478, mientras que en la primera mitad del año rondaban los 25.000

Desde el anuncio de la reestructuración de la deuda, que amenaza con arrasar los ahorros previsionales, el traspaso de afiliados tiene a las AFJP en vilo. Y las aguas están lejos de haberse calmado. En noviembre, un récord de 69.478 personas decidieron cambiar de administradora, mientras que en los últimos tres meses ya suman 175.000.

La clara beneficiada de esta agitación en el mercado continúa siendo Nación AFJP, la única que aceptó la pesificación de su cartera y que por ende, no participa de la renegociación. En los últimos tres meses incrementó su padrón en 25.866 afiliados, cuando la segunda en el ranking, Arauca Bit, acumuló apenas 4.152. Aunque en noviembre la que captó más clientes fue Orígenes, el balance que surge de contrastar los pedidos de ingreso con los de egreso también favorece a Nación, que sumó 7.662 afiliados.

Si bien el crecimiento en los traspasos se desaceleró el mes pasado, al registrarse apenas 2.308 más que en octubre, el nivel de movimientos en el sistema se ha mantenido en un nivel inédito, muy lejos de los 38.947 contabilizados en septiembre y más todavía de los 22.000 de mayo.



Migración

Nación AFJP registró en noviembre 10.284 pedidos de ingreso, contra 2.622 pedidos de egresos, según los datos preliminares, que hacen referencia no a los traspasos efectivamente concretados sino a aquellos solicitados.

Esto se debe a que el trámite demora aproximadamente unos cincos meses, desde que el afiliado llena la ficha de la AFJP a la que quiere pasar hasta que se hace el primer movimiento en su nueva cuenta. En el interín, es preciso que la vieja AFJP dé su aprobación, que la AFIP efectúe el cambio de padrón y que se materialice el paso de los fondos.

Para estar en condiciones de solicitar el traspaso, es necesario que se hayan realizado al menos cuatro aportes. Tampoco es posible cambiar de administradora más de dos veces por año.

En noviembre, Máxima fue la AFJP que más afiliados perdió, con 5.149 ingresos solicitados y 12.833 egresos. El balance arroja que el padrón se encogió en 7.684 afiliados. En realidad, de las 12 AFJP presentes en el mercado, sólo 6 obtuvieron un balance positivo y algunas, como Arauca Bit o Previsol, quedaron muy cerca del rojo, pudiendo incorporar sólo 22 y 66 nuevos afiliados, respectivamente.

Orígenes, por su parte, fue la que más captó el mes pasado, al registrar 15.246 pedidos de ingreso. Pero al considerar también los afiliados que decidieron abandonar la AFJP (14.051), el balance muestra un incremento de sólo 1.195. Así y todo, es la segunda AFJP que más aumentó su padrón en noviembre después de Nación. Consolidar quedó muy cerca, al ampliar su padrón en 1.162.

La migración masiva hacia la administradora estatal genera inquietud en el mercado dado que el traspaso de cada afiliado implica la transferencia de sus fondos, lo que puede generar problemas de liquidez para el sistema en su conjunto.

En la medida en que no se definan todas las variables involucradas en la reestructuración de la deuda, la turbulencia parece destinada a continuar. Aunque las AFJP están dando batalla, el anuncio de la quita del 75% sobre el valor nominal de la deuda en default puso a los afiliados en estado alerta. Y ante la posibilidad de ver menguar sus ahorros previsionales en casi la cuarta parte, muchos ven en Nación un refugio en medio de la tormenta.

Actualmente, la cartera de inversiones de las AFJP está compuesta por un 74% de títulos públicos, un 11% de acciones y títulos privados, un 9% de títulos extranjeros y un 4% de plazos fijos. El fondo de pensiones administra hoy 44.826 millones de pesos, de los cuales $500 millones son disponibilidades.

La Clave (Pág. 11)