REDUCE INCERTIDUMBRE SOBRE LOS PAGOS EN DÓLARES PARA 2015

Reservas: sostienen que la iniciativa del Gobierno quitará presión al Banco Central

Aliviaría el mayor pago de 2015, cuando se perderán dólares comerciales, y quitaría incertidumbre sobre los pagos. Abre interrogante sobre acuerdo con holdouts

La restricción externa es la amenaza del fin del mandato, de la mano del conflicto con los holdouts y de una pérdida adicional de dólares comerciales. Pero para quitarle presión a las reservas, el gobierno tomó un swap con China, un préstamo con el Banco de Francia, adelantos de cerealeras, etc. El canje del Boden 15 y la posibilidad de ampliar la emisión del Bonar 24 se lee como una pata más de esta estrategia, según los economistas consultados, que abre el interrogante de la voluntad de negociar con los fondos buitre.
Si se estima que el gobierno logrará la colocación del Bonar 24 por u$s 3.000 millones y canjear la mitad del Boden 15 por otro tanto, le permitiría aliviar la carga del mayor desembolso de divisas en 2015, por u$s 6.700 millones; desconcentrar los pagos, hoy acumulados en octubre, y quitar incertidumbre sobre este vencimiento y el nivel de reservas durante el año.
"Hasta hace seis meses la gente tenía miedo de que no alcanzaran las reservas a diciembre de 2015. Hoy los swap, la licitación de las frecuencias 4G, el acuerdo con las cerealeras son diferentes formas de ir consiguiendo dólares con los que parecen poder llegar. El canje del Boden 15 es una pata más de esta estrategia", dijo Juan Manuel Pazos, economista del estudio Broda.
El éxito de esta operación aliviaría la necesidad de unos u$s 15.000 millones, incluyendo el Boden 15, por los pagos que tendrán que hacer las empresas (u$s 2.600 millones), las provincias (otro tanto) y el soberano (u$s 11.000 millones). Más unos u$s 3.600 millones de dólar ahorro, según calculó Fausto Spotorno, economista Jefe del estudio Orlando Ferreres. Sobre un nivel de reservas que hoy es de u$s 28.902 millones.
"Alivia el vencimiento del Boden 15 del año que viene si se logra canjear una parte. Y la colocación del Bonar 24 financia el déficit fiscal de diciembre, porque es contra pesos; al $ 8,5 son unos $ 25.500 millones", dijo Spotorno. "También desconcentra los pagos en octubre del año que viene", agregó.
Los inversores también pueden elegir el pago anticipado, por lo que la baja en las reservas podría adelantarse a este año.
"El no tener un vencimiento pesado el año que viene quita la incertidumbre que iba a existir, hasta octubre, sobre si el gobierno iba a pagar el bono, si le alcanzaban o no las reservas, y puede ayudar a la oferta de dólares", dijo Pazos.
Por lo pronto, un canje ayudará a sostener el nivel de reservas. Porque 2015 será un año complicado en términos de oferta de dólares y de nivel de actividad: la caída del precio de los commodities y el atraso cambiario harán caer la balanza comercial hasta u$s 7.000 millones, la única entrada de divisas (que podría derivar en un déficit comercial, según Spotorno), y la actividad podría caer hasta 3% en el peor escenario, por pisar las importaciones.
"Se descontaba que se hiciera alguna oferta por el Boden 15 más adelante", dijo Eric Ritondale, economista de Econviews. "Ayuda, es importante y es una buena noticia. Pero el timing es un arma de doble filo, porque, por un lado, da más margen para negociar con los holdouts si el gobierno puede ir menos urgido, pero, por otro lado, genera la tentación de no negociar. Se esperaba que este canje se hiciera después de un arreglo, cuando sería más barato endeduarse a largo plazo", explicó.
Hoy crea una ventana de financiamiento en dólares que, si no, tenía que sacarla de una fuente no financiera, como las importaciones", dijo Ritondale.

Las más leídas de Finanzas y Mercados

Destacadas de hoy

Cotizaciones

Noticias de tu interés