QUIENES NO TIENEN COMPROMISO ASUMIDO CON MORENO FIJAN PRECIO M S CARO

En un mercado congelado, el blue se desdobla para eludir a Moreno

Si bien el precio de referencia acordado con Moreno quedó en $ 8,57, quienes buscan nuevos oferentes fuera del circuito tradicional hoy deben pagar unos veinte centavos más

En medio de una virtual parálisis que ha congelado los valores del dólar informal durante tres días, la consecuencia inmediata es que la oferta de billetes estadounidenses escasea: según señalan en la City, quien busca en las ventanillas habituales puede salir con las manos vacías.


¿La razón? Para muchos brokers, operadores y mesas de dinero, es menos comprometido y más rentable no hacer negocios al precio congelado que hacerlo.


Es lógico si se piensa que para los intermediarios que habitualmente realizan este tipo de operaciones, las amenazas del Gobierno están a la orden del día y que, en algunos casos, la recomendación del secretario Guillermo Moreno fue directamente la de no hacer negocios hasta que haga su aparición el Cedin, el instrumento que buscará dinamizar el mercado inmobiliario pero que también buscará reemplazar al dólar paralelo en esos ¿y otros? menesteres.


Bajo esos supuestos, quienes necesitan dólares han cometido la herejía de buscar nuevos proveedores de dólares blue, quienes no guardan compromiso alguno ni deben obedecer las pautas que marcó Moreno.
Quien quería vender ahora no lo hace y quien quiere comprar no encuentra oferta en los tradicionales oferentes del dólar blue por eso buscan más oferta aunque no se respete el precio de referencia de ese mercado, sostiene una fuente.


Con la salida de juego de las grandes mesas de dinero y, por ende, de aquellos que operan cantidades menores a cuenta, las transacciones de aquellos que necesitan dólares se ha trasladado de lugar pero se siguen efectuando con nuevos intermediarios.


Ayer, si uno quería conseguir dólares, es probable que se le dificultara hacerlo a $ 8,57. Sin embargo, un esforzado intento podía generar un nuevo contacto del otro lado aunque con un precio especial: $ 8,80, es decir, 23 centavos más que cuando Guillermo Moreno pidió el congelamiento.


Hay operaciones que se siguen pautando en algunas mesas. No son las tradicionales porque ese circuito ha quedado virtualmente afectado pero las ventas se hacen a $ 8,80, dijo un broker que pidió no ser identificado.
En esta línea, ayer, en la city decían no sentir preocupación por el virtual corrimiento hacia la periferia de los negocios del dólar informal.


Lo que le preocupa a Moreno es que no haya un precio de referencia, aunque de a poco, ese precio pueda partirse en dos y comience a ser operado en otros valores, señaló otro operador.


La diferencia es que el precio no puede ser informado. Si yo te vendo dólares a $ 8,80 ni vos no yo podemos informarlo. Sencillamente el negocio se hace y punto, señaló.


Según versiones, el Gobierno pretende fortalecer el peso hasta la zona de 6,5 unidades por dólar en el mercado marginal, un objetivo que en opinión de los especialistas resulta muy ambicioso.
Por otra parte, el contado con liqui, que sirve de referencia al mercado blue si bien se trata de una plaza que opera un mayor volumen, se negoció a $ 8,37.


El dólar oficial, por su parte, se mantuvo estable a $ 5,31 para la venta en casas de cambio y bancos de la City.