Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Con el pago del cupón, se recupera hasta 130% de la inversión en 2014

Si los desembolsos se realizan, el que apueste a la versión en dólares recibirá 69% de lo que invirtió. En euros, llega a 71%. La mayor rentabilidad se obtiene en pesos

La inversión parece asegurada: lo que pagarán los cupones atados al PBI en 2014 cubriría hasta 130% del precio actual de estos warrants, según un informe del banco de inversión Credit Suisse para clientes que recalca el atractivo de los instrumentos argentinos. En particular, destaca que “el pago esperado en diciembre del próximo año equivale al 69% del precio actual de los cupones en dólares mientras que los desembolsos en euros y pesos constituyen el 71% y el 129% de los valores de los warrants, respectivamente”.


Credit Suisse aumentó ayer la cifra de crecimiento esperado para la economía argentina en 2013 a 3,7% desde el 3% pronosticado previamente debido a los datos de actividad dados a conocer el viernes pasado. “Nuestra revisión al alza significa un pago de warrants en 2014”, afirmaron desde el banco.


“En un año y medio los que apuesten a los cupones PBI van a poseer un instrumento cuyo valor de opción podría ser al menos 9,5% veces la inversión nominal residual”, recalcaron en una nota dirigida a clientes.
A pesar de las buenas perspectivas, el banco advierte que los riesgos legales, económicos y los derivados de la presentación de datos siguen siendo altos.


“Todavía creemos que la incertidumbre que rodea a los procedimientos legales en Nueva York es un riesgo clave para la posesión de instrumentos con legislación extranjera, como los cupones PBI en dólares y euros. Además, estarían sujetos a cuatro meses de riesgo cambiario”, manifestaron.


A pesar de remarcar que los cupones denominados en euros son los más atractivos en términos de valuación y podrían quedar fuera de un fallo negativo en la Corte de Apelaciones de Nueva York, Credit Suisse recomienda a sus clientes mantenerse al margen de los derivados por los peligros mencionados.


“Un pago aproximado de u$s 2.500 millones en el 2014 (excluyendo los pagos de los cupones en pesos) podría significar una carga pesada para el Gobierno si las reservas continúan bajo presión. Asumiendo que los desembolsos se realicen, las reservas podrían caer a u$s 29.300 millones al final del 2014. Teniendo en cuenta esto, no podemos descartar la posibilidad de que los datos de PBI se debiliten dramáticamente tras las elecciones o sean revisados a la baja antes de diciembre del próximo año para no pagar los cupones”, alerta el banco.


El viernes el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) dio a conocer que el nivel de actividad económica en junio creció 6,4% en relación a igual mes del año pasado. En el mercado dan por descontado que en el 2014 se gatillará el pago de los cupones PBI porque la economía argentina debería desacelerarse en los próximos trimestres para no crecer más de 3,22% en 2013. En este sentido, desde Delphos Investment aseguraron que el pago del cupón continúa siendo una certeza. “Para que no se gatille en 2014, la actividad debería desacelerarse y disminuir a un ritmo de 0,8% en términos mensuales”, recalcaron. En la misma línea se expresaron desde la Consultora Ledesma: “Si las cifras oficiales siguen el sendero actual (sobrestimación de 3/3,5 puntos) la tasa de crecimiento oficial de 2013 superará cómodamente el límite de 3,22% y, consecuentemente, habilitará el pago de cupón PBI 2013 por unos u$s 4.000 millones. La totalidad de ese monto debe ser considerado un sobrepago o premio por manipulación estadística, ya las estimaciones privadas sugieren tasas 2013 bien por debajo del límite en cuestión”.