Inversiones

Rulo con Cedear: como aprovechar el regalo cambiario del Banco Central con acciones de bajo riesgo

Los inversores pueden dolarizar carteras con Cedear. Para aquel inversor que busque un riesgo acotado, podrá hacerlo mediante acciones con baja volatilidad.

En esta noticia

A partir de las intervenciones en la compra de bonos que lleva a cabo el BCRA, la entidad monetaria genera distintos tipos de distorsiones en el mercado de renta fija.

Una de las distorsiones es que el inversor puede girar dólares cable al exterior a un bajo costo, e incluso gratis.

Sin embargo, para aquellos que no tienen la posibilidad de girar dólares cable, una de las maneras de hacerlo es comprando Cedear con baja volatilidad o bien, Obligaciones Negociables (ON)

"Comprar dólares no tiene sentido": cómo ganarle a la inflación y en qué conviene invertir hoy

Default: el mercado ve amenazas en la deuda y advierten que el plan de Massa eleva los riesgos de un evento crediticio

Canje cerca de cero

Desde el anuncio del Gobierno de compra de bonos del BCRA y el comienzo de las operaciones llevadas a cabo por la entidad monetaria, el mercado de renta fija comenzó a operar con distorsiones.

Entre ellas, el costo de girar al exterior dólares cable colapsó de niveles de 5% a 0 por ciento.  

Actualmente, el mismo se ubica en valores cercanos al 2%, lo cual sigue estando debajo de los niveles previos al inicio de la medida.

Generalmente, el costo de girar cable suele rondar entre el 3% y 5 por ciento. Oscila en base a los flujos entre los dólares que la Argentina recibe, versus los que los inversores locales envían.

En general, el flujo suele ser desde Argentina hacia el exterior, por lo que, en esos momentos, el costo de girar al exterior suele ser positivo de entre 3% al 5 por ciento.

Cuando el contexto se hace más volátil y de mayor tensión desde el lado cambiario, girar al exterior se puede encarecer mucho más.

En cambio, cuando los flujos son positivos hacia la Argentina, el costo cae y se aproxima a cero y pocas veces negativo.

Este escenario se suele dar en períodos de pago de impuestos, en los que existe flujo del exterior hacia la Argentina para mostrar la foto de fin de año o para ingresar dólares para hacer frente a gastos estacionales de las compañías (fin de año, aguinaldos, etc.)

Desde que se iniciaron las intervenciones del Central en el mercado de bonos, el canje colapsó, pero no por cuestiones estacionales sino por cuestiones de decisión política, a partir de la medida del Gobierno de comprar bonos en dólares.

Acciones "low volatility"

El hecho de que el canje no tiene costo es visto por los operadores como una oportunidad ya que no se suele dar de manera frecuente.

Durante el 2022 se dieron pocas veces en el que el canje operó debajo del 3%, por lo que ver al canje en 0, es visto como los operadores como una oportunidad, la cual probablemente no dure demasiado. Es decir, es una oportunidad de corto plazo para que el inversor busque hacerse de dólares cable.

Una de las maneras de hacerlo es mediante la compra de Cedear que presenten baja volatilidad.

Para encontrar estas alternativas, se puede tomar el índice Invesco S&P 500® Low Volatility ETF (SPLV ). 

El ETF de acciones de baja volatilidad en Wall Street (SPLV) es un índice que replica el S&P500 pero sobre ponderando acciones dentro del mismo que tienen una volatilidad menor, es decir, un beta más bajo.

Entre estas compañías se destacan Verizon, P&G, The Hersley Co., Colgate Palmolive, Pepsi, J&J, entre otros.

Por ejemplo, Verizon muestra un beta de 0,3 al igual que P&G que tiene un beta 0,34 o que Kimberly-Clark (0,32)

El hecho de que tenga un beta menor a 1 implica que la acción se mueve de una manera menos volátil que el S&P500.

Técnicamente, el beta de una acción mide el grado de variabilidad de la rentabilidad de una acción respecto a la rentabilidad promedio del "mercado" en que se negocia.

En este caso sería el S&P500. Es decir, el beta de la acción mide el 'riesgo sistemático' o 'de mercado', por lo que si el beta de la acción es menor, los movimientos de la misma deberían ser menores respecto de lo que ocurra en el S&P500.

Si la acción se moviese con la misma volatilidad o intensidad que el S&P500, entonces la misma tendría un beta de uno.

Por lo tanto, con un beta de 0,3%, tanto Verizon como P&G tienen una volatilidad de un tercio respecto de lo que opera el índice americano. Bristol-Myers muestra un beta de 0,39.

Acciones con una volatilidad de casi la mitad que el S&P500 son casos como Colgate (0,47), Pepsi (0,56), McDonald's (0,56), Coca Cola (0,54) o WalMart (0,54).

Acciones que tiene una volatilidad más reducida que el mercado también son casos como AT&T (0,6), Pfizer (beta de 0,62), Walgreens (0,59), The Travelers Companies (0,64), entre otras.

Mauro Mazza, research de Bullmarket Brokers, ve oportunidades en Cedear para aprovechar el canje. 

"Para aquel que tiene activos en pesos, como letras o bonos en pesos, le sale gratis salirte. En esta circunstancia al inversor le conviene comprar Cedear ya que estos ajustan contra CCL y allí hay un potencial de 4% a 5%, al menos. Hoy creo que lo mejor es comprar Cedear, sobretodo los estables como Johnson & Johnson, Pepsi, WalMart, Coca-Cola, etc. Es una jugada para apostar a que el canje vuelva a valores normales", comentó Mazza.

Por su parte, Daiana Olivera, estratega de Cohen, remarca que existen varios Cedear de sectores defensivos que muestran baja volatilidad y se ven atractivos.

"Para inversores más conservadores creemos que el ETF del Dow Jones y empresas como Johnson & Johnson (JNJ) muestran una baja volatilidad tanto en los últimos 30 días como en los 200", explicó.

Oportunidad para 2023

Más allá del contexto cambiario local, Flavio Castro, analista de Asset Management de Criteria, entiende que las acciones con elevados dividendos pueden ser una oportunidad de inversión para este 2023.

"Ante un escenario turbulento, como el acontecido en 2022, las acciones de altos dividendos ofrecen un margen de seguridad en medio de la alta volatilidad a través del pago de dividendos. Amortiguan la baja en los mercados, protegiendo contra la inflación, y mantienen el potencial de revalorización si el performance en los mercados resulta mejor de lo esperado", detalló.

Mirando hacia 2023, Castro considera que las acciones de dividendos continúen exhibiendo un rendimiento más sólido con menor volatilidad, especialmente en un contexto de desaceleración económica.

"En dicho contexto y de cara al 2023, el Portafolio Recomendado de Cedears Criteria mantiene en cartera activos que ofrecen un margen de seguridad a través del pago de dividendos. Estos tres activos obtuvieron una tasa de crecimiento de sus dividendos en los últimos 5 años superior a la media", dijo.

En ese sentido, Castro resalta a Johnson & Johnson (JNJ).

"Según ciertas medidas de riesgo, Johnson & Johnson (JNJ) resulta el activo menos riesgoso con una volatilidad en los últimos 90 días del 15.36% y un Beta contra el S&P 500 de 0,55. Además, JNJ forma parte de los 10 activos que más ponderan dentro del índice "S&P 500 Low Volatility Index" que busca medir el desempeño de las 100 acciones menos volátiles del S&P 500 según el desvío estándar de los últimos 12 meses", detalló Castro.

Por otro lado, también destacó a Exxon Mobil y a Chevron.

"Tanto Exxon Mobil (XOM), como Chevron (CVX) tienen un Beta menor a 1, reflejando una menor sensibilidad del retorno del activo con respecto a los movimientos del mercado. Cuentan con menor riesgo sistemático o de mercado. Exxon Mobil tiene un Beta de 0,75 contra el S&P 500, mientras que Chevron (CVX) tiene un Beta de 0,74", afirmó.

Dentro de las inversiones de mediano plazo, también existen alternativas distintas de las acciones como las Obligaciones Negociables (ON). 

Maximiliano Bagilet, Team Leader TSA Bursáti remarcó que, para aquel que quiera acceder a una inversión a largo plazo, las obligaciones negociables de ley extranjera que pague cable afuera también son una oportunidad.

"En ese caso, el inversor está accediendo a una inversión a costo cero. Creemos que la intervención en el mercado no va a durar mucho, por lo tanto, esta compresión entre el spread CCL y MEP va a ser de corta duración. Por ello, es que le damos pocos días y creemos que es un buen momento para aprovecharlo", sostuvo.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.