Presupuesto 2023

Ajuste por inflación de Ganancias: el cambio que introdujo el Presupuesto 2023, guiños y excepciones

El Gobierno quería partir el descuento de la inflación sobre el impuesto en tres años en todos los casos para sumar $ 315.000 millones. Hubo acuerdo con el Pro para que las empresas puedan hacerlo si les conviene.

Por un acuerdo entre el oficialismo y el bloque Pro de Juntos por el Cambio, la Cámara de Diputados agregó a último momento al proyecto de Presupuesto 2023, que obtuvo con media sanción, un artículo que difiere el ajuste por inflación del impuesto a las Ganancias que pagan las empresas en tres partes anuales durante dos ejercicios, a partir de 2022. 

Aunque habrá excepciones y el texto lo plantea como una facultad de las empresas que hagan inversiones, el Ejecutivo calculaba que eso permitiría sumar ingresos equivalentes a 0,39 puntos del PBI, o $ 315.000 millones.

Todo por $ 550.000 millones: entretelones de las idas y vueltas para sumar ingresos de Ganancias

Presupuesto 2023: los 8 puntos más polémicos del proyecto que se aprobó en Diputados

El diputado de PRO Matías Taccetta propuso la incorporación de un artículo a último momento, en la votación en particular, que no había sido debatido en el dictamen de la comisión de Presupuesto y Hacienda. El texto incorpora el artículo 195 a la ley de impuesto a las Ganancias. 

En él se dispone que el ajuste por inflación positivo podrá computarse en tercios durante dos ejercicios, a partir del iniciado en enero de 2022. Un tercio se computará en el actual periodo fiscal y los dos restantes, en los años siguientes.

Solo si hay inversiones

"El cómputo del ajuste por inflación positivo solo resultará procedente para los sujetos cuya inversión en la compra, construcción, fabricación, elaboración o importación definitiva de bienes de uso durante cada uno de los dos periodos sea igual o superior a los 30.000 millones de pesos", leyó el diputado Germán Martínez, presidente del bloque del Frente de Todos. El texto, así plantea el diferimiento del ajuste por inflación como un beneficio para las empresas que hagan inversiones.

Los diputados Carlos Heller, del Frente de Todos, y Luciano Laspina, del Pro, afirmaron que fue un acuerdo entre ambos bloques. Laspina dijo que el texto acordado con el oficialismo era un beneficio para aquellas empresas de capital intensivo, "perjudicadas contablemente por el ajuste por inflación", y que no se aplicará el ajuste negativo (es decir, cuando la ganancia nominal sea, en realidad, una pérdida). 

Luciano Laspina (Pro) acordó con el oficialismo la modificación.

Como el diferimiento se plantea como beneficio para empresas que inviertan en bienes de capital y de uso, el resto podrá hacer el ajuste por inflación sin diferir. Es algo que buscaba el sector financiero.

pérdida de recaudación

El Ministerio de Economía envió una separata al Congreso junto con el proyecto de ley de Presupuesto. Allí calculó que el no diferimiento del ajuste por inflación significaba dejar de recaudar $237.850 millones en 2022 y $ 315.000 millones en 2023, o 0,39% del PBI. Pero durante el debate en comisiones, al final, no se incorporó ningún artículo para diferir ese ajuste.

La ley de impuesto a las Ganancias permite a las empresas descontar en un año (sin diferir) la inflación cuando esta acumule 100% o más en tres años consecutivos. En 2021, el ministro de Economía, Martín Guzmán, no incorporó en el proyecto de Presupuesto 2022 (luego rechazado en Diputados) el diferimiento del ajuste, algo que el massismo criticó en off

Como respuesta, la AFIP fijó un anticipo extraordinario de Ganancias para las grandes empresas. Según datos oficiales, el 91,5% de las empresas alcanzadas cumplieron con el pago de la primera cuota, por unos $72.589 millones.

La UCR y Republicanos Unidos, el bloque de Ricardo López Murphy, pidieron más tiempo para analizarlo y votaron en contra. Hubo 177 votos a favor y 70 en contra.

Tags relacionados

Noticias del día

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.