A pesar de las críticas en contra Séptimo es el mejor estreno de la historia para un film de Darín

El protagonista de El secreto de sus ojos y Nueve Reinas es el actor más exitoso de los últimos años y sus películas suman más de 12 millones de espectadores

Junto a Guillermo Francella, Ricardo Darín es uno de los actores más exitosos de la Argentina. Cualquier película que estrene se convierte ya desde hace unos años en un éxito seguro.


Como los clásicos protagonistas de las producciones norteamericanas, Darín aporta a cada film suyo un importante piso de espectadores que hacen redituable su contratación.


Este año, las salas cinematográficas ya tuvieron la oportunidad de poner dos cintas suyas en cartelera.


La primera fue Tesis sobre un homicidio, que superó el millón de espectadores a pesar de no ser una buena historia.


Y ahora Séptimo se convirtió en el mejor estreno de su carrera, a pesar de que la mayoría de las críticas especializadas la consideraron entre regular y mala.


Según revela el sitio cinesargentinos.com, durante 2013 Darín logró los dos mejores arranques de su carrera. Séptimo fue vista por más de 260.000 personas en 4 días (consiguiendo casi 10 millones de pesos de recaudación), es decir desde el jueves de su estreno hasta el domingo pasado. Lo cual además es un hecho de por sí muy bueno para cualquier película, y si es argentina mucho más; y Tesis sobre un homicidio metió 208.000 personas.


A los estrenos de este año le siguen Un cuento chino (2011) con 204.000 espectadores; El secreto de sus ojos (2009) con 182.000; Elefante Blanco (2012) que hizo 150.000; y El hijo de la novia (2001) 122.000. En tanto Carancho (2010), Luna de Avellaneda (2004) y Nueve reinas (2000) no pasaron los 100.000 espectadores en su primer fin de semana.


Por otra parte, vale la pena destacar que desde Nueve Reinas a la fecha las películas de Ricardo Darín suman nada menos que 12.096.882 espectadores.


Séptimo es una coproducción con España, que incluye a Telefé. Fue dirigida por Patxi Amezcua y está protagonizada, además de Ricardo Darín, por la española Belén Rueda, y los argentinos Luis Ziembrowski, Osvaldo Santoro y Jorge DElía.


Cuenta la historia de un padre separado que pierde a sus hijos dentro de un edificio cuando los va a buscar al departamento de su ex mujer.